Adrenalina veraniega

Llega a la cartelera una nueva versión de la película Punto de quiebre
Hollywood decidió que era bueno reversionar Punto de quiebre, aquella película de 1991 protagonizada por Keanu Reeves y Patrick Swayze en la que un agente del FBI se hacía pasar por surfista para infiltrarse en un grupo de criminales que robaban bancos disfrazados como antiguos presidentes estadounidenses.

La cuestión es que esa nueva versión ya existía, y además inició una de las actuales franquicias más populares del cine. Se hizo en 2001, cambió las tablas de surf por autos tuneados y se llamó Rápido y furioso.

Más allá de ser o no una película necesaria, este remake de Punto de quiebre busca modernizar aquel clásico de culto dirigido por Kathryn Bigelow con una trama similar, aunque más enfocada en las secuencias de acción y en las acrobacias que en el drama generado entre el agente Johnny Utah y el surfista-criminal Bodhi.

De hecho, la posibilidad de realizarla se manejaba desde hace años, aunque la idea original planteaba esta nueva versión de Punto de quiebre como una película más espectacular, con escenas al mejor estilo de los últimos filmes de Rápido y furioso, y con un elenco más reconocible que el que finalmente acabó en pantalla.

Esta coproducción chino-estadounidense transforma a los surfistas en deportistas extremos más completos, quienes tanto se lanzan por la ladera de una montaña en moto como hacen snowboarding, aunque también hay lugar para el surf, aquí en cierta forma como homenaje al filme original.

Con ese trasfondo, Johnny Utah, ahora encarnado por el australiano Luke Bracey, debe capturar a la banda de Bodhi (el venezolano Édgar Ramírez), quienes en lugar de robar bancos se dedican a realizar una serie de proezas ilegales conocidas como "Las ocho de Ozaki", que se realizan a lo largo y ancho del mundo y que tienen como objetivo llamar la atención sobre el estado ecológico del planeta, y la desigualdad económica.

Se genera así una aventura global al mejor estilo de película de espías, con los personajes yendo desde México hasta Francia, y desde Italia hasta las costas de Tahití para cumplir sus llamativas misiones, que fueron realizadas realmente por deportistas profesionales y dobles de riesgo.

Todo esto hace que a nivel visual y de acción Punto de quiebre sea una película espectacular y digna de ver en 3D, aunque su mayor crítica establece que esto no se condice a nivel de trama y emociones.

A modo de ejemplo, en el portal Rotten Tomatoes, que califica a las películas con un porcentaje en base a la recopilación de críticas de todo el mundo, la original mantiene una calificación de 68%, mientras que esta nueva versión apenas llega al 8%.

Así, mientras los remakes siguen fluyendo en Hollywood, demuestran que a pesar de a priori ser una idea menos arriesgada que una película original, también es difícil recapturar el espíritu de la fuente y además darle una identidad propia con éxito.

Más estrenos


Guerra de papás
Guerra de papás trailer

Con Mark Walhberg y Will Ferrell
Dirigida por Sean Anders y John Morris

Brad Whitaker busca que su nueva esposa y sus dos hijos adoptivos le hagan un lugar en su familia, pero se encuentra con un gran obstáculo, el retorno de "Dusty" Mayron, el padre de los niños, un personaje mucho más interesante, y a quién los niños extrañaban desde su partida. Se genera así una rivalidad entre ambos por el cariño de la familia.

Mustang: belleza salvaje
Mustang trailer

Con Günes Sensoy y Elit Iscan
Dirigida por Deniz Gamze Ergüven

Cinco hermanas que viven en una localidad del norte de Turquía generan un escándalo que obliga a su familia a encerrarlas en su casa y arreglarles matrimonios, limitando su mayor pasión: la libertad. Se estrena en Life Alfabeta.

Populares de la sección