Advierten sobre necesidad de trabajar en eficiencia lechera

Consideraron fundamental revalorizar los sistemas de calidad de pasturas

El difícil panorama que atraviesa la lechería en el mundo por la demorada recuperación de los precios de los lácteos, llevó a considerar la necesidad de trabajar en aquellos puntos donde es posible incidir con una mayor eficiencia en la explotación de un tambo.

Este, entre otros temas, fue enfocado por el australiano Marck Neal, experto que está radicado en Nueva Zelanda y que disertó en el foro que organizó el Instituto Nacional de la Leche (Inaleundefined el jueves pasado en Montevideo. Neal se preguntó qué estrategias han adoptado los principales jugadores del mapa mundial de lácteos. Consideró que hay que entender el hoy para planificar el mañana; desde los mercados hasta los sistemas de producción.

Lo que no quedó claro es cuándo se van a recuperar los mercados. En la oportunidad se presentaron gráficas de Rabobank publicadas hace un año, donde se anunciaba una recuperación para esta época, algo que no se ha dado y por lo tanto se transifirió para más adelante, dijo al ser consultado por El Observador el directivo de Conaprole, Alejandro Pérez Viazzi.

Los pronósticos

El ejecutivo dijo que los pronósticos casi nunca acertaron y otros expositores coincidieron en que debería efectuarse un ajuste entre la existencia de los stocks, la oferta y la realidad de la demanda para que los precios se recuperen. Lo que se observó con mayor certaza es que toda la lechería exportadora está con problemas y eso puede contribuir a un ajuste de la oferta.

Por otra parte, Pérez Viazzi destacó el mayor uso del pasto en los tambos y su mejor gestión, tema manejado por varios expositores que participaron del foro. Es allí donde se puede encontrar una diferenciación en la baja de los costos. También resaltó el análisis de Neal sobre la realidad de las regiones exportadoras, donde los tambos están reduciendo el número de vacas.

En ese marco, Nueva Zelanda exporta un alto porcentaje de lo que produce, mientras que Australia –que exporta el 50% de su producción– no tuvo grandes inconvenientes y variaciones en la producción, porque el mercado interno no tiene la volatilidad de los mercados de exportación.

Lácteos uruguayos son valorizados en negocios con el Mercosur

El papel del Mercosur

La visión de mercado aportada en el Foro fue diferente, en la medida que la lechería valoriza sus exportaciones al Mercosur por su arancel externo existente. Brasil le permitió a Uruguay colocar su oferta exportable y a precios mejores que el resto del mundo, destacó a El Observador el presidente de Inale, Ricardo de Izaguirre.

Si bien hay otros mercados, "las ventajas que tiene nuestra lechería en la región son muy importantes", afirmó De Izaguirre. El titular de Inale admitió que hay que abrir más mercados, pero el Mercosur es el que en una serie de oportunidades le permitió a Uruguay avanzar y colocar productos en un forma sostenida y con precios interesantes.

En la visión de mercados ofrecida en el foro sobresalió que China está comprando más que en 2015 y que hay países que incrementaron sus importaciones.
También quedó claro que a nivel mundial la demanda de productos lácteos crece más que la oferta, y si esa característica se mantiene, sería algo favorable, dijo De Izaguirre.
Los sistemas productivos
Por su parte, la información del proyecto de producción competitiva de Conaprole y trabajos conjuntos con Inale, generan pautas muy claras, de que el sistema lechero uruguayo no es un "todo terreno" y que es sensible a los cambios que se producen, fundamentalmente si están relacionados con los precios, dijo Pablo Chilibroste a El Observador, luego de su disertación.

Pero aclaró que existen sistemas desarrollados en los últimos cinco años, que han estado en la línea de flotación y que ahora están muy mal. También hay sistemas, donde se encuentran productores que han tenido ejercicios muy buenos. Es cierto que ahora están pasando un mal momento, pero están mejor que los nombrados en primer término. Por lo tanto, estos sistemas de producción no son "todo terreno", pero en algunos períodos extensos han logrado disfrutar de los buenos momentos productivos y económicos.

Desde el punto de vista de la investigación, se revaloriza la producción y utilización de pasturas, el tipo y calidad de reservas que se hacen, haciendo un rediseño del sistema considerando hasta dónde puede llegar la oferta. l


Mea culpa


24 de junio de 2016
ingresos lecheros
Se estima que en el actual ejercicio el promedio de tambos CREA perderá US$ 150 por hectárea y no $ 150 por hectárea como se publicó por error el pasado viernes en El Observador Agropecuario.


Populares de la sección

Acerca del autor