Aguirre: "Es la oportunidad de mi vida"

El entrenador admitió a El Observador que no podía dejar pasar esta oferta económica; el técnico voló ayer de tarde para firmar contrato y mantuvo un contacto con Lugano quien le dijo : “No te pierdas esto”

El sábado pasado sonó el teléfono de Diego Aguirre. Le ofrecían la posibilidad de dirigir el equipo Al Rayyad de Qatar. No se convenció de entrada, una vez más.

Volvió a sonar el teléfono y Aguirre pidió una cifra gigantesca para que le dijeran que no: “Pretendo US$ 6 millones por dos años de contrato”. Le dijeron que sí y lo pusieron en un aprieto.

Tanto fue así que lo habló largamente con su familia y con amigos entrañables como Tito Goncalves y hasta con Diego Lugano, quien se encuentra en París.

El trato que tiene Aguirre con Lugano es muy especial, ya que lo dirigió en Plaza Colonia en 2002 y se lo recomendó a Jorge Fossati hace años para la selección. Desde ese día, nunca más dejó de jugar para la celeste.

“Diego, no te pierdas esto. Es muy importante en tu carrera”, le contestó del otro lado del Atlántico el capitán de la selección nacional, quien es representado –al igual que Aguirre– por Juan Figer.

La llamada decisiva fue el lunes de mañana a las 7. Allí se llegó a un acuerdo y Aguirre partió de tarde hacia Qatar. Lo acompañarán en los próximos días Enrique Carrera y Fernando Piñatares.

Molestia generalizada
La mayoría de los hinchas se hizo notar el lunes en las redes sociales y le pegaban con todo al técnico. El presidente Juan Pedro Damiani tampoco se quedó atrás: “Estoy sorprendido y muy dolido”, dijo. Y agregó: “Este es un mundo muy materialista. Traté de hacerle entender que no era bueno para él cambiar a cada rato de club, no lo dejaba con buena imagen a futuro en Peñarol ni para una posibilidad de la selección. Pero bueno. Aunque no comparto su decisión, me dijo que él pensaba en el futuro de sus hijos”.

El vicepresidente Edgar Welker mostró una posición diferente: “Si me caliento como los hinchas, no podría estar en donde estoy. No estoy dolido, ya que vengo imaginándome esto desde hace un tiempo, aunque no tenía previsto que fuera ahora. Complica el momento, ya que se va en pleno campeonato. Lo entiendo a Diego, no es fácil decir que no a una oferta así”, indicó a El Observador.

Aguirre ni se cambió el lunes en Los Aromos. Dialogó con los futbolistas, les explicó la situación “y me entendieron” dijo. Atendió a los medios y sostuvo que “el presidente es un fenómeno. Juan Pedro es el que me trajo. Los dirigentes me han tratado en forma increíble, eso está claro, no hay nada raro ni diferente, en absoluto, hemos disfrutado de dos años espectaculares. Lo habitual no es que se vayan los entrenadores, sino que los echen. Es raro que se vaya uno”.

Eso fue a la hora 16.45 cuando se fue de Los Aromos. A las 19.45 estaba en avión hacia Qatar con escala en San Pablo y atendió a El Observador: “Comprendo a los hinchas, lo reitero. Pero este proyecto deportivo y económico es muy bueno. Esta es la oportunidad de mi vida porque esta gente tiene lazos con Paris Saint-Germain y Málaga y se puede abrir el mercado europeo”.


Populares de la sección

Comentarios