Al finalizar su mandato, Mujica planea adoptar entre 30 y 40 niños

“Lo haré cuando me saque este sayo que me pesa”, dijo el mandatario

El presidente José Mujica planea adoptar entre 30 y 40 niños en la chacra donde vive, luego de que entregue la banda presidencial en marzo de 2015. “Tengo la idea de agarrar 30 o 40 gurises pobres y llevarlos a vivir conmigo”, dijo el mandatario este viernes a empresarios. El Observador, que estaba presente en la reunión, le preguntó cuándo lo haría. “Cuando me saque este sayo que me pesa”, respondió en referencia a su mandato que finaliza en marzo de 2015.

José Mujica no vive en la residencia presidencial, sino en su casa, en una chacra de 26 hectáreas en Rincón del Cerro, junto a su esposa, la senadora Lucía Topolansky. El matrimonio nunca tuvo hijos.

En 2006, cuando Mujica era ministro de Ganadería, la pareja comenzó los trámites para instalar una escuela agraria en la chacra. Pero el proyecto finalmente no prosperó.

Un año más tarde, el presidente le dijo a la prensa: “Yo tengo 71 años y tengo que pensar en la sucesión. Mis familiares son los hijos de los pobres que quieran trabajar, esos son mis hijos, entonces estoy empeñado en hacer una escuela de oficios rurales (...) Hay muchos oficios de campo que se están perdiendo y hay mucho gurí en la vuelta”.

Por su parte, en julio de este años, el vicepresidente del Instituto del Niño y Adolescente del Uruguay (INAU), Jorge Ferrando, reveló que hay 25 niños que nadie quiere adoptar por diferentes razones. Ferrando dijo en el programa Entrelíneas, del canal 20 TCC, que se trata de un “nuevo fenómeno” que comenzaron a observar hace pocos meses y que preocupa a las autoridades.

El vicepresidente del INAU explicó que nadie quiere adoptar a este grupo de 25 niños porque ya son grandes, porque algunos son hermanos y se plantea la adopción de más de uno, porque tienen VIH o porque sufren alguna discapacidad. El INAU busca alternativas para estos menores.

El camino hacia la adopción
Mujica y Topolansky se conocieron en la década de 1960 y tras más de una década en prisión, se reencontraron tras la reapertura democrática. En 1985, Mujica tenía 50 años y Topolansky, 41. Hoy tienen 78 y 69 años.

La pareja se casó el viernes 7 de octubre de 2005, en una ceremonia íntima en la que solo participaron el juez de paz y cuatro testigos.

El viernes 13, en una cena organizada por la comisión de finanzas del Frente Amplio en Punta Cala, en conmemoración por el natalicio del líder histórico y fundador de esa fuerza política, Líber Seregni, el primer mandatario adelantó sus planes de adoptar niños cuando finalice su mandato presidencial.


Populares de la sección

Comentarios