Argentina habilitó la importación de soja de países limítrofes

El objetivo es impulsar la actividad agroindustrial y generar valor agregado

El gobierno argentino habilitó la posibilidad de importar porotos de soja desde países limítrofes para, luego de procesarlos en el país, exportar harina o pellets y aceite de soja. La medida fue publicada este lunes en el Boletín Oficial y da por terminado el bloqueo comercial de casi siete años, instrumentado por los gobiernos kirchneristas.

En los fundamentos de la nueva normativa se indica que "conforme a la experiencia recogida y al actual contexto económico corresponde tomar las medidas que permitan impulsar la actividad agroindustrial y la generación de valor agregado en el territorio nacional, así como la plena ocupación de la capacidad industrial instalada, con la consecuente generación de empleo, sin que ello implique atentar contra la producción nacional de soja".

"A efectos de alcanzar dichos objetivos, resulta necesario establecer el marco de aplicación de la admisión temporaria de la soja y de los procesos productivos alcanzados... tal medida permitirá potenciar el valor agregado a las exportaciones y fomentar el trabajo argentino", sostiene el documento.

Paraguay fue uno de los países más perjudicados comercialmente por esta medida, sin embargo, desde 2009 el bloqueo argentino también posibilitó que se realizaran importantes inversiones en Paraguay, las que permitieron industrializar buena parte de la producción guaraní de soja, producto que antes se exportaba sin procesar.


Populares de la sección