Argentina y Brasil apuestan por la flexibilización del Mercosur

Macri recibió ayer a Michel Temer en Buenos Aires y coincidieron en rumbo del bloque regional
Los presidentes de Argentina, Mauricio Macri, y de Brasil, Michel Temer, abogaron ayer por la necesidad de fortalecer el Mercosur y apostaron por la "flexibilización" de sus reglas para "dar cierta autonomía a los Estados en sus relaciones internacionales".

Ambos mandatarios mantuvieron un encuentro oficial en Buenos Aires, tras el que realizaron una conferencia de prensa en la que, entre diversos asuntos de la agenda bilateral, se remarcó la posición de los dos Estados con respecto al presente y el futuro del bloque que integran con Uruguay, Paraguay y Venezuela.

El mandatario brasileño, a quien una veintena de manifestantes esperaron con carteles "Fuera Temer" y ratas de esponja metálica en las afueras de la residencia oficial de Olivos, expresó la necesidad de modificar las reglas del bloque.

Luego de recordar los "lazos históricos" que vinculan a su país con Argentina y la "identidad de posiciones" entre su gobierno y el de Macri, Temer subrayó la necesidad de trabajar en conjunto para "el fortalecimiento del Mercosur", y, al mismo tiempo, en "flexibilizar" sus reglas para "dar cierta autonomía a los Estados en sus relaciones internacionales".

"Este es el desafío, creer en lo que podemos hacer y construir si nos integramos. Es vencer los miedos. Siento que desde 1991 –año de fundación del bloque– para acá tuvimos muchos avances, en otros momentos retrocesos... Pero ahora percibimos que el mundo tiene una enorme atracción sobre el Mercosur", subrayó Macri.

Ambos presidentes, favorables al libre mercado, consideraron prioritario avanzar en acuerdos con la Unión Europea, entre otras potencias.

El presidente argentino recordó que con el bloque europeo ya se han intercambiado ofertas "para comenzar un camino que llevará sus años".

"Son muchos países y regiones que nos piden que realmente tengamos tratados de libre comercio e intercambiemos más. En ese camino claramente nos tenemos que preparar", añadió, e hizo hincapié en la necesidad de cuidar los puestos de trabajo de cada país pero buscando "condiciones" para crear nuevos, ya que los actuales "no son suficiente".

A juicio de Macri, Argentina y Brasil, sumados a Uruguay y Paraguay, tienen un "enorme camino" de construcción de "unidad" y de "aprendizaje compartido" que tiene que tener como resultado final "mejores construcciones" de progreso para la gente.

Tudo joia, tudo legal

Brasil y Argentina, primera y tercera economía de América Latina respectivamente, atraviesan una dura recesión –la brasileña la peor en casi un siglo–, por lo que ambos mandatarios han multiplicado sus esfuerzos diplomáticos por captar inversiones en todos los rincones del planeta, mientras los índices de desempleo y actividad económica caen.

"Reducir la pobreza de nuestros países es algo que nos hemos comprometido como gobiernos, se logra mejorando la educación y generando empleo de calidad", dijo Macri al lado de Temer.

El mandatario argentino aseguró que "la relación con Brasil está tudo bem, tudo joia y tudo legal".
Brasil es el principal destino de las exportaciones argentinas y Argentina es el tercer socio comercial de Brasil, después de China y Estados Unidos. El comercio bilateral totalizó US$ 23.000 millones en 2015 y US$ 14.000 millones en los primeros ocho meses de 2016, según datos oficiales.

"Nosotros creemos que el camino de integrarnos al mundo es integrarnos desde el Mercosur; es una gran posibilidad la que se nos abre. Esta proximidad geográfica, esta larga relación cultural, afectiva, que hemos tenido debe ayudarnos a prepararnos mejor para esa integración con el mundo", argumentó.

Tras la firma de acuerdos entre cancilleres y un típico asado argentino en la residencia presidencial en Buenos Aires, Temer partió a Paraguay.

Macri y Temer por la paz en Colombia

Seguir buscando vías para lograr la paz en Colombia fue la apuesta de los presidentes de Argentina, Mauricio Macri, y de Brasil, Michel Temer, quienes ayer coincidieron en que el fin del conflicto entre el gobierno colombiano y las FARC es bueno para ese país y toda Latinoamérica. "Creemos en la paz. Creemos que Colombia seguramente seguirá buscando vías para lograr esa paz que es importante no solo para los colombianos sino para América Latina entera", destacó Macri. A su juicio, "es fundamental" que continúe "el cese del conflicto, del fuego (...) porque el resultado (del plebiscito) ha sido muy parejo". Para Temer, la diferencia "fue mínima", y subrayó los esfuerzos por la paz en Colombia.

Fuente: Agencias

Populares de la sección