Asambleístas de Gualeguaychú: "Nosotros vamos a seguir protestando eternamente"

El grupo de ecologistas afirma que en Entre Ríos hay "un enojo muy grande" por los resultados del monitoreo del Río Uruguay

Luego de que los gobiernos de Uruguay y Argentina presentaran un informe con los resultados del monitoreo que verificó la calidad del agua del Río Uruguay a partir de la actividad de la planta de celulosa UPM (exBotnia), las reacciones de los asambleístas de Gualeguaychú no tardaron en hacerse escuchar. "Ese informe consagra lo que dijimos desde el primer día: Botnia es contaminante", dijo el ambientalista Juan Veronesi a El Observador.

Cuando inició su primer mandato en el 2005, el presidente Tabaré Vázquez había dicho en Argentina que se darían "todas las garantías" ambientales y que si la planta contaminaba, se la iba a cerrar. "Lo lógico sería que Tabaré cumpliera con su promesa", agregó Veronesi. Según el ambientalista, UPM contamina "25 veces más" que el Parque Industrial Gualeguaychú y eso lo sienten "los chicos".

"A nosotros prácticamente nos ignoran desde que se terminaron los cortes de ruta. No hay medidores de aire, todo se terminó", dijo el asambleísta José Pouler a El Observador. "En el 2007, antes de empezar la pastera, se sometieron 1.000 chicos entrerrianos a análisis de salud y después el gobierno suspendió eso de un plumazo", afirmó Pouler.

Los ambientalistas insisten en que no hay forma de medir el impacto que genera la actividad de la planta en la vida de los entrerrianos. "Los gobiernos (de Uruguay y Argentina) son los responsables de que estén saqueando nuestro territorio y estén dejando la contaminación", subrayó Veronesi.

"El gobierno de Macri está a favor de los emprendimientos contaminantes, no ha habido ninguna solución, solo le interesa el dinero", afirmó Pouler. Según el asambleísta, la preocupación "es de la sociedad y no del gobierno", por lo que están esperando a ver cómo reaccionan los entrerrianos para ver qué medidas tomar. "Nosotros vamos a seguir protestando eternamente", sentenció Veronesi.

Según los ambientalistas, en Gualeguaychú hay "un enojo muy grande". De acuerdo a Veronesi, Macri está "totalmente de acuerdo" con Vázquez y ambos dejan que se "siga atropellando a la gente". "Acá las repercusiones son muy preocupantes porque Argentina aceptó el resultado de un monitoreo discontinuo", dijo el asambleísta. Según él, los chequeos en la planta de celulosa no se han hecho "con la frecuencia que se debería".

"¿Por qué no se permite que se estudie la boca de la chimenea de Botnia?", expresó Veronesi, quien agregó que aparte de UPM hay otros proyectos que siguen empeorando la contaminación. "Este acuerdo (el del gobierno uruguayo con UPM) pone en una situación muy crítica a Uruguay y hay que ver qué pasa cuando abra la otra" planta de celulosa en Uruguay, subrayó el ambientalista.

En la actualidad, los asambleístas de Gualeguaychú están tratando de impedir que se derogue la "ley de la madera". Si esto ocurriera, Entre Ríos podría exportar materia prima para que sea utilizada en la planta de UPM. "Espero que no la deroguen -dijo Veronesi-, que no vaya ni un solo palo a Botnia".


Populares de la sección

Acerca del autor