Asociación de la Prensa Uruguaya expresa "preocupación" por periodista franco-uruguayo detenido en Venezuela

Exigen que se conozca los motivos de la detención y su liberación en caso de haber sido detenidos por el ejercicio de su profesión

La Asociación de la Prensa Uruguaya (APU) emitió un comunicado en el que expresa "preocupación" por el caso del periodista franco uruguayo Sebastián Pérez y el francés Didier Barral, ambos de la agencia Capa, que fueron detenidos el pasado 10 de abril por los servicios de Inteligencia de Venezuela cuando estaban por abandonar ese país. "APU espera que se aclaren los motivos por los cuales fueron privados de libertad y aboga por que se respete el debido proceso. Si estos trabajadores fueron encarcelados por realizar una cobertura periodística exigimos su inmediata liberación", señala el comunicado que fue difundido esta mañana.

Pérez y Barral permanecen detenidos sin conocer de qué se les acusa, además, según indicó el secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores de Prensa de Venezuela (SNTP), Marco Ruiz, fueron obligados a declarar ante un juez sin que los abogados contratados por la empresa para la que trabajan pudieran presentar credenciales.

Lea también. Periodista detenido en Venezuela: consulado uruguayo se mantendrá al margen del caso

Por esta razón, según Ruiz, se trata de una detención "arbitraria" que muestra una intención por parte del gobierno de Nicolás Maduro de "intimidar al periodismo", especialmente a los corresponsales extranjeros.

De igual forma se pronunció el relator para la Libertad de Expresión de la Organización de Estados Americanos (OEA), Edison Lanza, quien dijo que existe un "absoluto deterioro para el ejercicio de la libertad de expresión" en Venezuela donde se detiene a periodistas de forma arbitraria y se les niega información sobre la razón de su detención.

Según dijo Ruiz a El Observador, el caso de Pérez y Barral se vio demorado en parte por el receso del Poder Judicial durante Semana Santa, aunque el hecho de haber pasado tantos días sin saber de qué se los acusa es de todas formas algo por fuera de la normativa venezolana, aunque cada vez más frecuente.


Populares de la sección