Atraso en la limpieza de 3.000 contenedores por nuevo paro

Adeom paralizó ayer sus actividades por funcionario fallecido

Una vez más la basura en la calle está siendo protagonista, y pasarán algunos días para que la situación vuelva a la normalidad. Los trabajadores municipales de la división Limpieza volvieron a paralizar ayer sus actividades, en protesta por la muerte de un funcionario mientras realizaba tareas de recolección el pasado sábado. La medida gremial (8 horas de paro por turno) se sumó a la desarrollada el fin de semana, cuando los funcionarios paralizaron sus actividades 24 horas, desde las 14 horas del sábado hasta la misma hora del domingo, cuando se enteraron del fallecimiento. Si bien el informe médico determinó que el funcionario de 45 años murió a causa de un infarto, el informe forense no estableció a qué se debió el ataque cardíaco.

Óscar Curutchet, director de Desarrollo Ambiental de la Intendencia de Montevideo (IMM), dijo a El Observador que las paralizaciones provocaron un "atraso importante" en la recolección de basura. Manifestó que de los 11 mil contenedores que tiene la comuna en todo Montevideo, existe atraso en la recolección de basura de unos 3.000. No obstante, señaló que se aspira a que "en pocos días", la situación vuelva a la normalidad. En este sentido, explicó que el descenso en la cantidad de residuos que se registra en la capital durante enero y la recuperación de la flota, permitirán tener más disponibilidad que en diciembre, cuando se debió solicitar, mediante convenio, el apoyo del Ministerio de Defensa.

Por su parte, el secretario general de la Asociación de Empleados y Obreros Municipales (Adeom), Fernando Cladera señaló a El Observador que por ahora el sindicato no tiene previsto tomar más medidas, lo que también ayudará a normalizar la recolección de basura. Contrario a lo que dijo Curutchet, Cladera afirmó que la falta de camiones disponibles, lleva a que el "poder de recuperación" de las horas perdidas no sea tan eficiente. Agregó que ayer por la tarde, los servicios de recolección de basura comenzaron a normalizarse.

El recurso del Ejército

Los paros desarrollados estos últimos días tomaron a la intendencia en una situación particular, dado que pocos días antes con la ayuda del Ejército había logrado normalizar el servicio de Limpieza de la ciudad, tras los paros sorpresivos y por sectores que Adeom realizó en diciembre en reclamo de mayor presupuesto.

Durante esos días (desde el 31 de diciembre hasta el 4 de enero), unos 312 soldados pertenecientes a 13 unidades militares diferentes, se movilizaron en 26 camiones, recolectando basura en dos turnos (desde las 7 a 13 horas y de 14 a 20). Al 3 de enero, los efectivos militares habían recorrido 11 mil kilómetros en Montevideo y limpiado unos 4.000 contenedores.

El trabajo de los soldados, que se concentró en los municipios A (Paso de la Arena, Cerro, Casabó), D (Casavalle, Borro, Marconi, Unión), F (Maroñas, Villa Española, Punta de Rieles, Piedras Blancas) y G (Lezica, Peñarol, Sayago), supuso un costo de $ 300 por hora por cada funcionario militar. Esto implicó para la comuna la inversión de $ 5.880.000, un recurso que no tenía previsto. El sindicato acuso la medida tomada por la comuna como una "privatización encubierta".

En aquel momento, el secretario general de la IMM, Fernando Noptisch, dijo a El Observador que el gasto se cubriría con dinero destinado a los gastos de funcionamiento y que el gasto no era disparatado. La administración de Daniel Martínez tomó la decisión de recurrir al Ejército, dado que evaluó necesario un operativo de "emergencia preventiva". Sin embargo, Curutchet manifestó que la situación actual es diferente y no existe esta necesidad.

Como parte del operativo de emergencia, la intendencia cuenta hasta el 15 de enero con el apoyo de dos ONGs y tres empresas que desarrollan recolección de basura. Sin embargo, la institución Vos con Voz continuará con la tarea por seis meses más.


Populares de la sección