Balance positivo de la temporada para restaurantes de Punta del Este

La llegada de argentinos y el no cambio de la hora los benefició

Este verano y luego de varios años no hubo cambio de huso horario. La decisión adoptada por el gobierno favoreció a los restaurantes, que antes adjudicaban a esa modificación un perjuicio económico. El argumento expresado en varias oportunidades por los comerciantes se centraba en que con el retraso de una hora en los relojes, se perdía un turno de trabajo en la cena porque los turistas permanecían más tiempo en la playa, y en términos de ahorro de energía el impacto de la medida era menor a la pérdida de recaudación impositiva.

En la temporada actual el panorama cambió porque el mantenimiento de la hora y la mayor llegada de turistas, en especial de origen argentino, terminó siendo una combinación muy favorable para el sector gastronómico de la zona balnearia. En diálogo con El Observador, el presidente de la Corporación Gastronómica de Punta del Este, Leandro Quiroga dijo que el no cambio de horario tuvo un efecto "muy considerable" en la facturación del sector.

El empresario explicó que se logró recuperar el turno de las 21 horas e incluso en algunos casos, se recuperó un tercer turno, como en la zona del puerto, donde hay muchos turistas europeos y estadounidenses que salen a cenar muy temprano. La modificación del huso horario también determinaba que se tuviera que extender el horario de cocina en locales, porque si bien el turno perdido no se reemplazaba sobre el comienzo de la madrugada, había clientes que sí concurrían a esa hora y obligaban a mantener abiertos los locales hasta más tarde.

"Se ordenó un poco el horario. Los restaurantes cierran más temprano y tienen mayor cantidad de cubiertos. También pudimos demostrar que era una cuestión de los restaurantes de todo el país y del comercio en general. Los centros comerciales se veían muy afectados porque se terminaba de comer muy tarde y ya la gente después no salía", dijo Quiroga.

Además de los restaurantes de Punta del Este, el pedido realizado al gobierno había sido impulsado por cámaras de comercio de todo el país, además del shopping del principal balneario y comerciantes de la calle 20.

Consultado sobre la repercusión en el empleo, Quiroga explicó que tomando también en cuenta el gran flujo de argentinos, la temporada "ha sido mucho más pareja". Eso hace que no solo haya más restoranes que se mantienen abiertos, sino que hay "más volumen de trabajo" y por ende se mantienen los mismos puestos que en diciembre, explicó. "Cuando llegó el 15 de enero la reducción de personal prácticamente nadie la hizo", dijo. La Corporación Gastronómica de Punta del Este reúne a los 78 comercios más representativos del rubro en el principal balneario.

Desde el gobierno se afirma que la información trasmitida por un grupo de restoranes va en la línea de que se ha logrado "mayor rotación de clientes" en comparación al 2015. En diálogo con el programa Quién es Quién de Diamante FM y Televisión Nacional, el subsecretario de Turismo, Benjamín Liberoff explicó que al final de la temporada se realizará una evaluación para definir qué política se debería seguir. "Tengo la impresión de los restoranes que apelaban a esa medida les está yendo mejor", afirmó días atrás.

Desde 2006 había estado vigente un decreto por el cual desde octubre de cada año la hora se adelantaba 60 minutos, hasta el segundo domingo de marzo, con el objetivo de "generar condiciones para el ahorro de energía".

Acerca del autor