BROU acota atención personal en 14 sucursales con baja actividad

Son dependencias de pequeñas localidades del interior que abrirán tres veces por semana

El Banco República (BROU), dispuso que próximamente 14 dependencias de la institución ubicadas en 11 departamentos del interior del país dejen de atender al público de lunes a viernes, y pasen a otro régimen, que implicará el cierre de sus puertas durante algunos días de la semana. Se trata de agencias ubicadas en pequeñas localidades con poca cantidad de habitantes y bajo número de operaciones. Según el banco estatal, la implementación del nuevo régimen no implica que las poblaciones involucradas vean afectado el acceso a los servicios que brinda la institución.

El cierre provisorio de sucursales ya comenzó a instrumentarse en 2013 en siete localidades: Tomás Gomensoro y Baltasar Brum (Artigas), Conchillas (Colonia), Tambores (Tacuarembó), La Paloma (Durazno), Nuevo Berlín (Río Negro) y Velázquez (Rocha). En esos lugares las dependencias del banco abren al público solo dos o tres veces por semana.

Ahora, el BROU tiene en carpeta una nueva lista de dependencias que pasará a funcionar bajo el "régimen de atención diferencial" en los próximos meses, con lo que serán 21 las agencias que verán acotado su funcionamiento en todo el país.

El presidente del BROU, Jorge Polgar, dijo a El Observador que el banco cuenta con 131 sucursales y "hace un gran esfuerzo" para estar presente en la casi totalidad del territorio nacional. En ese sentido, explicó que con el objetivo de "racionalizar ese esfuerzo", es que se comenzó a implementar el programa orientado a modificar la operativa en algunas zonas.

Desde el banco se indicó que cada una de las sucursales cuenta con cajero automático que habilita la posibilidad de realizar una gran variedad de transacciones que no requieren que el cliente reciba atención personalizada.

Además, para asegurar la correcta operativa de los cajeros, el programa incluye un sistema de guardia los siete días de la semana para solucionar una posible falta de efectivo o desperfectos técnicos de funcionamiento. Los clientes también pueden recurrir al sitio web y a las aplicaciones móviles del banco para acceder a otros servicios.

En este sentido, Polgar indicó que tomando en cuenta que algunos clientes pueden "no estar familiarizados" con el uso de canales digitales, en cada localidad, antes de implementarse el régimen de atención diferencial, se desarrollan actividades educativas para brindar información sobre cómo utilizarlas.

Según el BROU, el programa considera localidades con presencia de corresponsales financieros del banco (Abitab, Redpagos o comercios) donde se pueden realizar retiros con la tarjeta Redbrou, se explicó. Respecto a los servicios que sí requieren atención personalizada, Polgar indicó que el régimen de atención diferencial "ha demostrado ser muy adecuado".

Por otro lado, el jerarca aclaró que el BROU no tiene previsto cerrar ninguna de las sucursales que "pasaron y pasarán a operar en el régimen de atención diferencial". Añadió que tampoco está en proyecto incorporar al programa a otras sucursales.

De fortaleza a "boomerang"

En setiembre del año pasado, la entonces vicepresidenta segunda del BROU, Sylvia Naveiro, había señalado durante una comparecencia en la Comisión de Legislación del Trabajo de Diputados que la red de dependencias que históricamente fue "fortaleza" del banco hoy se "está volviendo un boomerang", publicó el semanario Búsqueda.

En esa misma comisión, la jerarca había informado que en sucursales ubicadas en pequeños pueblos del interior no se llega a 100 operaciones por día. "Es algo totalmente inmantenible. No las queremos cerrar, pero no las podemos tener abiertas todos los días", expresó.

La nueva resolución fue aprobada semanas atrás por mayoría en el Directorio del BROU y tuvo el voto en contra del representante por el Partido Colorado, Eduardo Elinger, supo El Observador. En las localidades que ya tienen limitada su atención al público, los días de cierre los trabajadores cumplen funciones en las dependencias "madres" de cada zona, donde hay mayor actividad o falta de personal.

Rechazo de AEBU

En diálogo con El Observador, el presidente del Consejo del Sector Financiero Oficial de AEBU, Gonzalo Pérez, dijo que ese tipo de decisiones que adopta el banco "tiene consecuencias negativas" para las pequeñas localidades.

"Históricamente el Banco República ha trabajado en muchas localidades aun a pérdidas, sobre la base de un contenido social que tienen las dependencias en esos lugares. Siempre hemos tenido agencias y sucursales que han perdido y otra gran cantidad que dan ganancias. Cuando uno pasa raya siempre hay un superávit en el balance del banco. También sabemos la molestia que eso genera para los clientes del banco", alertó Pérez.

"Hay una identificación muy grande en estas poblaciones con las instituciones financieras oficiales. En algunos pueblos quedan la comisaría, el Banco República y la oficina de UTE. Tememos que este sea un cierre parcial que después sea definitivo", añadió el dirigente.

AEBU envió una carta a Polgar, donde adelanta su rechazo a la medida y solicita una entrevista.


Las sucursales con nuevo régimen

Las sucursales que próximamente abrirán tres días serán: Villa del Carmen (Durazno), Cerro Chato (Treinta y Tres), Fraile Muerto (Cerro Largo), José Batlle y Ordoñez (Lavalleja), Minas de Corrales (Rivera), Santa Clara de Olimar (Treinta y Tres), Quebracho (Paysandú), San Gregorio (Tacuarembó), Tranqueras (Rivera), Vergara (Treinta y Tres), San Javier (Río Negro), Casupá (Florida), Migues (Canelones) y Palmitas (Soriano).


Populares de la sección

Acerca del autor