Buenos Aires: lo último en Hoteles boutique

Si hay algo que admirar profundamente a los porteños es la eficiencia estética para la sofisticación: con muchos menos recursos pero muy bien usados, logran generalmente efectos superlativos.
Pasa en la moda, y en gastronomìa, pero sobre todo en el Interiorismo.
Hay algo que va más allá de que el mercado sea más grande o que haya más profesionales y opciones comerciales, es como un adn con sensibilidad y una estética muy cuidada e identificable allá donde sea aplicada.
En lo que respecta a los hoteles boutique, el auge del turismo y zonas hip como Palermo hace que surjan todas las semanas nuevos puntos queriendo captar un mercado cada vez más competitivo. 
El principal problema aquí, es que el diseño moderno y elegante que se supone que los diferencia, muchas veces se parece demasiado y carece de identidad; hasta tal punto que se crea la ilusión de que podría ser cualquier lugar. Por los dos puntos anteriores es que destacarse en el rubro y hacerlo de forma no trillada es doble desafío.
Hé aquí un relevamiento de los que más nos llamaron la atención. Para tener como opción en su próximo viaje, y si conocen otros que puedan competir, bienvenidas sugerencias! 
Exceptuamos hotelería que amamos y hemos citado en estas páginas como el Palacio Duhau (magnífico, sobrio pero sofisticado), el Esplendor San Martin  
o el Faena, 
por estar hace varios años en el mercado y ser de mayor escala, pero seleccionamos algunos que entendemos cumple con esa estética y gusto particular sin perder la identidad.
En todos los casos cumplen cabalmente con ese aire y savoir faire porteño a la hora de planificar espacios e imágen de lugares.

Algodon Mansion
Montevideo 1647 (entre Guido y Quintana, Recoleta)
En la zona residencial de Recoleta, cuyas majestuosas construcciones de la belle époque (incluida la del Algodon Mansion) son uno de los principales motivos por los que Buenos Aires se considera la ciudad más europea del Nuevo Mundo. Si Palermo es como el Soho de Buenos Aires,  Recoleta sería el Knightsbridge de la capital argentina.
Del mismo grupo que gestiona los Algodon Wine Estates en Mendoza, están dirigido a un público selecto, con servicios de mayordomo personal y chefs particulares
Casa Sur
( Av. Callao 1823, Recoleta)
Un reducto moderno y muy cool,  Bengal, su restaurante, esquiva los clichés de la comida argentina y se enfoca en los sabores de la India y el Mediterráneo, acompañados, claro está, por el mejor vino local. 3 locales en la ciudad, todos con impronta muy personal.
Mio
Avenida Quintana 465, Buenos Aires
El impulso del desarrollo de la industria vitivinícola ha también desarrolado emprendimientos de hotelería boutique con servicios que adhieren a la enología. 
Como primera impresión, el huésped se encuentra con una muy comentada puerta de seis metros de altura, fabricada en madera proveniente de barriles de vino francés. Y a partir de ahí las cosas no pierden su dramatismo; los diseñadores, el estudio MSGSS, han descartado el típico esquema monocromático del hotel boutique y como reemplazo han adoptado colores intensos, lujosas texturas y mucha más madera, con toques generalmente vinculados a loso viñedos, etc, como las bañeras independientes, talladas de enormes trozos de madera, que funcionan como los objetos decorativos centrales en los baños .
(Gorriti 4746, Palermo)
Jardín Escondido no es un hotel boutique más en Buenos Aires. Es el hotel boutique de Francis Ford Coppola . Según dicen, el legendario director de cine se enamoró de la capital argentina durante el rodaje en 2008 de Tetro, un filme ambientado durante principios del siglo XX. Coppola vivió y trabajó en la espaciosa mansión que ahora se conoce como Jardín Escondido. Esta novel empresa es claramente un proyecto personal del cineasta, que trae varias de sus pasiones favoritas al elegante barrio de Palermo Soho: exquisitos vinos, pequeños lujos, y rincones tranquilos donde sentarse y escribir.
El nombre resulta muy apropiado, ya que a través de los varios balcones, terrazas y patios hay abundante vegetación. El lugar se siente cálido y elegante; los materiales simples como el ladrillo y las vigas de madera le dan un giro rústico al despliegue de fina ropa de cama, iluminación sofisticada y opulentos sofás. Las llamativas obras artesanales latinoamericanas, como los tapices peruanos y las máscaras del noroeste de Argentina, incrementan la sensación de estar visitando la residencia vacacional de un amigo próspero y cosmopolita. La fina selección de copas y la colección de cine clásico le recordarán que está en casa de los Coppola.
Anselmo Buenos Aires, Curio Collection by Hilton
Anselmo Aieta 1069, San telmo
Frente a la Plaza Dorrego, punto neurálgico del barrio, presenta un contraste único con el exterior de adoquines y construcciones antiguas y detrás de una fachada original del 1900, un interior moderno vanguardista.
Lemon apartments
Chacabuco 1072 San Telmo
Con interiores de la arquitecta Adriana Grin, presenta interiores cálidos y modernos también en el mismo barrio en auge de la capital porteña.
Arroyo Hotel 
Suipacha 1359 entre Juncal y Arroyo 
Un divino lugar en la sin mucha discusión calle más linda del centro porteño (Arroyo), Murales botánicos multicolores, equipamiento remixado entre años 60 , modernos o escandinavos, pisos de baldosas calcáreas y un aire de modernidad en medio del clasicismo imperante en la zona.
Serena Hotel 
Libertad 1617, Retiro
La estética que comentábamos clásica de Buenos Aires, traducida al contract , con un patio verde posterior, un frente discreto matizado con venecianas de madera, pariente cercano de su versión seaside en Punta del Este.
Pulitzer
Maipu 907, Retiro.
El lugar que eligió el diseñador Noeal Duchaufour cuando vino al último encuentro Dara, por sobre otras opciones a primera vista más sofisticadas.
Con más de cien habitaciones, el Pulitzer Buenos Aires es grande para ser un hotel boutique y pequeño para ser un hotel de negocios.
Como tantos otros lugares de Buenos Aires, el Pulitzer juega la carta de la influencia europea. Algunas habitaciones tienen balcones de estilo parisino, y todas las instalaciones lucen un diseño impecable. Sin embargo, hay detalles que parecen hechos a la medida de Latinoamérica, concretamente el sky bar al aire libre en lo alto del edificio y la piscina con terraza de la octava planta.
Su ubicación en el Microcentro de la ciudad es toda una revelación. Justo cuando empezábamos a pensar que no había otra zona en la que alojarse aparte de Palermo Soho, aparece un hotel bien situado con respecto a la zona financiera y a muchos de los lugares de interés típicos de la capital.También es, en cierto modo, una revelación de que los hoteles boutique de Buenos Aires pueden tener más de un par de docenas de habitaciones.
Legado mitico
Gurruchaga 1848, Palermo Soho, Buenos Aires, Argentina
Por lo general, los hoteles temáticos suscitan cierto escepticismo. Por eso, el éxito del Legado Mítico de Buenos Aires tiene todavía mucho más mérito. Sus elegantes habitaciones y zonas comunes rinden culto a la historia de Argentina de un modo sutil e inteligente. 
En el interior de la casa urbana, con su brillante suelo de madera, sus sofás de cuero y sus altísimas librerías, se respira el ambiente de una biblioteca acogedora y elegante, en armonía con el aire intelectual del hotel. Al fin y al cabo, cada una de las once habitaciones luce una temática singular, que no se limita a rendir homenaje a los personajes de siempre, como Eva Peron y Che Guevara. Según en qué habitación se aloje, aprenderá un par de cosas sobre leyendas menos conocidas, como el pintor Benito Quinquela Martín, la bailarina de tango Tita Merello y la mecenas millonaria Victoria Ocampo. No obstante, no piense que le abrumarán todo tipo de artefactos. La decoración temática no es evidente, sino evocadora —viejos carteles de tango, sombrereras y guitarras antiguas— y realza las habitaciones, por lo demás contemporáneas, con sus enormes televisores de pantalla plana y su suntuosa ropa de cama. 
Ultra hotel
Gorriti 499 , Palermo Viejo
Un ambiente moderno con toques de Hamptons un oasis en el epicentro de actividades del barrio. 
Las críticas en sitios como TripAdvisor son diversas pero resaltamos el esmero de la decoración general. 
En estos casos y todos los anteriores, el desafío es doble: al superar estándares estéticos, no se les perdonan omisiones en temas operativos o de mantenimiento.
Igualmente suben la  línea de referencia de ambientación y posibilidades decorativas de estos establecimientos a la hora de diferenciarse y competir con demandas más numerosas y exigentes.
Ref : Tablet Hotels / Design Hotels/ Tripadvisor / Leading Hotels of the world 
Vean fotos de todos los hoteles mencionados acà
 

 


Comentarios

Acerca del autor