Cambios en los medicamentos de alto costo financiados por MSP

Se suman nuevos fármacos y se retiran otros de la lista
No hay ningún país del mundo que incorpore todos los medicamentos existentes para ser financiados, porque eso les desabastecería los recursos el sistema. Es por eso que el Ministerio de Salud Pública (MSP) cuenta con una lista de los medicamentos de alto costo que son financiados por el Fondo Nacional de Recursos (FNR).

En ese sentido, el ministro de salud Jorge Basso aseguró a El Observador que siempre tienen el "desafío" de actualizar la lista y para ello comenzaron a fortalecer el área donde se realizan las evaluaciones dentro del MSP para la inclusión de medicamentos dentro de la lista.

De hecho, confirmó que el MSP comenzará a eliminar ciertos medicamentos del formulario de los que son financiados para poder incorporar nuevos. "El sistema debe ser como una puerta giratoria, para que quede espacio para nuevos se deben sacar otros", aseguró Basso a El Observador.

Esta medida se debe a que con el paso del tiempo hay medicamentos que dejan de ser de alto costo o dejan de ser de baja prevalencia en la sociedad, ambas condiciones por la que fueron incluídos en el listado. Sin embargo la condición principal es que exista evidencia científica sustancial que confirme su beneficio.

Expertos internacionales registraron un aumento del costo en los nuevos medicamentos -que vienen a sustituir algunos que ya existen- que no es proporcional al beneficio que otorgan.

"Nadie discute su efectividad, pero sí ser costo-efectivos. El beneficio es claro porque se puede prolongar la vida, el problema es el precio", aseguró Lucía Delgado, presidenta del FNR, durante el Congreso Multidisciplinario de Medicina ECOM. "Es preocupante e insostenible", agregó.

Mayor gasto y precio

El FNR gasta US$30 millones por año en medicamentos de alto costo para cientos de pacientes que están siendo tratados por diferentes enfermedades, como cáncer de mama o enfermedades neurológicas, aseguró su directora general, Alicia Ferreira, en la Comisión de Salud de Diputados, el pasado 7 de junio.

"Los costos del cuidado de la salud se han incrementado en forma muy significativa e insostenible", dijo Delgado.

Esto se debe principalmente a la mayor expectativa de vida de la población. En Uruguay, en 1963 el porcentaje de personas mayores de 65 años era de 7,6, mientras que para 2011 alcanzó el 14,1%, según datos del Instituto Nacional de Estadística.

El Fondo Nacional de Recursos al analizar la pertinencia de incorporar nuevos medicamentos para ser financiados estudia la prevalencia de la enfermedad en la sociedad -no caso a caso-, el impacto en el presupuesto e incorpora el tratamiento para todas las personas a las que se lo recetan. Es por ello que el análisis del costo en relación a su efectividad es clave para la sostenibilidad del FNR.
"Tenemos que ser más eficientes en la calidad del gasto en salud", aseguró Basso ayer.

En ese sentido, dijo que hay ineficiencias en los gastos en salud porque, por ejemplo hay localidades que tienen cuatro maternidades diferentes cuando únicamente nacen 40 bebés por mes.

Populares de la sección