Caos en inscripciones afecta también a liceos de bachillerato

Bauzá y IAVA no pudieron empezar aún los cursos de primer año

En las primeras horas de la tarde de ayer, el flujo de estudiantes en la puerta del liceo Bauzá (Nº 6), sobre la calle Lucas Obes, no cesaba. No es que fueran a clase, iban a inscribirse a los cursos de bachillerato. Para los de segundo y tercero (quinto y sexto de liceo) el inicio de cursos a nivel nacional está previsto para el lunes 13. Para los de primero (cuarto año de liceo) el arranque estaba estipulado para ayer, pero en la mayoría de los liceos -según informó el Consejo de Educación Secundaria (CES)- no pudo concretarse por falta ajustes en el sistema de pases (liceo de ciclo básico a bachillerato). En un comunicado emitido el viernes 3 por el CES también se adelantó que las clases empezarían entre el lunes 6 y hoy miércoles 8, según cada liceo.

Sin embargo, la Federación Nacional de Profesores de Enseñanza Secundaria (Fenapes) señaló que la razón del incumplimiento con la fecha se debió a que las inscripciones para primer año de bachillerato recién empezaron ayer, mismo día en que estaba previsto el comienzo de clases. Los dirigentes sindicales expresaron que esta desorganización estaba afectando a grandes liceos como el Bauzá y el IAVA. Ante las versiones encontradas, El Observador salió a recorrer los liceos para comprobar la situación.

Bauzá

Al interior del Bauzá, una de las carteleras de la entrada informaba sobre la nueva fecha para el inicio de los cursos de primero de bachillerato: jueves 9 de marzo. Atrás de la ventanilla, donde una de las adscriptas atendía a los alumnos que hacían cola para confirmar su inscripción, un grupo de profesores llamaba por teléfono a los estudiantes que todavía no lo habían hecho, invitándolos a que lo hicieran.

"El Bauzá tiene 1.078 alumnos asignados para cuarto año (por Secundaria), sin embargo hasta ahora tenemos inscriptos reales 400 alumnos (estudiantes con inscripción confirmada)", dijo a El Observador María Rosa Rodríguez, subdirectora del liceo. "En total son 29 grupos de cuarto de liceo, pero hoy en cada uno de ellos tenemos solamente de 10 a 15 estudiantes inscriptos. ¿Y los otros?", preguntó. Para Rodríguez, las fallas en las inscripciones para 2017 - que también afectaron a ciclo básico, donde todavía hay 2.500 alumnos sin confirmar inscripción- tienen que ver con dos factores: por un lado, problemas técnicos en el nuevo sistema de inscripción por vía virtual, y por otro, dificultades a la hora de la comunicación.

Lea también: Fecha de inicio de clases para primero de bachillerato dependerá de cada liceo

El nuevo sistema ideado por el Codicen establece que el estudiante puede elegir vía virtual el liceo al que quiere concurrir, pero debe esperar que la Unidad Reguladora de Secundaria le confirme su lugar. Una vez que lo hace, el joven debe concurrir personalmente al centro educativo a confirmar su inscripción. Si no lo hace, la inscripción no se considera efectiva.

Por fallas en la comunicación no explicitaron bien este último paso y "muchos estudiantes no lo concretan porque no saben lo que tienen que hacer", dijo Rodríguez.

A su vez, buena parte de la información sobre pases quedó habilitada en el sistema de inscripciones a partir del viernes 3 de marzo, por lo tanto, había estudiantes que aunque quisieran confirmar su inscripción no podían hacerlo porque no tenían todos los documentos necesarios. La subdirectora del Bauzá manifestó que de los 15 estudiantes aproximados que tiene inscriptos por cada grupo de primero de bachillerato, más de la mitad son repetidores o recursantes, es decir, estudiantes que ya concurrían al liceo.

El punto máximo de este descalabro se vivió el lunes, día previsto para el comienzo de clases en primero de bachillerato. Solamente durante la mañana, el Bauzá recibió a 500 padres que con la reciente confirmación de la Reguladora de Secundaria, exigían un lugar en el liceo para sus hijos. En la tarde concurrieron otras 200 familias.

Rodríguez manifestó que ante esta avalancha de inscripciones, entre profesores, adscriptos y equipo de dirección montaron un sistema de atención para evacuar dudas y guiar los pasos a seguir en cada caso. A los alumnos se los recibió con actividades recreativas propias del primer día, pero se les avisó que hasta que no estuvieran armados los grupos, no podían comenzar los cursos. Por esta razón, ayer en el liceo no había clases.

La docente adelantó que si bien las clases comenzarán el jueves 9 con los alumnos que estén inscriptos, los profesores no podrán arrancar con el dictado curricular de las materias hasta después de unos días, para dar tiempo a que se sumen todos los estudiantes.


"En el liceo está todo: los docentes, los salones, las ganas. Solo faltan los alumnos", remató Rodríguez.

IAVA

En el patio del IAVA (Nº 35), sobre la calle José Enrique Rodó, Carolina espera su turno para confirmar su inscripción en primer año de bachillerato. "No vine antes porque recién me dijeron el liceo que me tocaba el viernes a las 17 horas", dijo a El Observador. Agregó que el lunes se presentó en el liceo y se enteró que las clases no comenzaban ese día. A cambio, le dieron un número para confirmar la inscripción. Su madre, sentada a su lado, agregó que el atraso no tiene sentido, cuando su hija se anotó en diciembre.

A diferencia del Bauzá, en el IAVA los alumnos de primer año de bachillerato todavía no tienen fecha de inicio de cursos. Jacqueline Nogués, directora del liceo, señaló a El Observador que están trabajando para comenzar lo antes posible, pero no quieren fijar fecha hasta no tener las listas armadas.

Apuntó que hasta ahora Secundaria no ha confirmado la cantidad de alumnos que tendrá el liceo en cuarto año, por lo que la adscripción está trabajando en base a la matrícula de años anteriores. En 2016 el IAVA tuvo 1.300 alumnos en primer año.

En este sentido, Nogués manifestó que al viernes 3 de marzo, los ocho grupos de primero de bachillerato tenían en promedio 12 estudiantes inscriptos confirmados. Al igual que en el Bauzá, la mayoría de ellos eran repetidores y recursantes. El lunes la avalancha de padres reclamando el lugar para sus hijos también se hizo presente en el IAVA. La directora señaló que llegaron a dar 480 números para confirmar la inscripción entre ayer y el lunes 13

Populares de la sección

Acerca del autor