Capturaron al tercer sospechoso de Bruselas

La policía belga también capturó a otros cuatro sospechosos
Mohamed Abrini, sospechoso clave de los atentados de París, fue detenido ayer en Bruselas en el marco del operativo para encontrar a los responsables de los atentados del pasado mes de marzo. A su vez, fueron capturadas otras cuatro personas vinculadas a estos ataques, que se cobraron la vida de 32 personas y dejaron varios heridos.

Los rumores sobre su captura comenzaron a primeras horas de la tarde, pero la informacion fue confirmada luego por Thiery Wertz, portavoz de la fiscalía federal de Bruselas. Abrini fue detenido por la tarde junto a otras cuatro personas, precisó el organismo.

Los investigadores sospechan que podría ser el "hombre del sombrero", el tercer atacante del aeropuerto de Bruselas que huyó del lugar tras las detonaciones del 22 de marzo.

La policía belga lanzó el pasado jueves un llamado a testigos para intentar dar con el sospechoso, registrado por las cámaras de seguridad junto a Ibrahim El Bakraoui y Najim Laachraoui, los dos terroristas que murieron en el ataque suicida del aeropuerto.

La fiscalía difundió un video en el que se ve al "hombre del sombrero" grabado por diferentes cámaras de seguridad durante su huida, a pie, hasta que se le perdió el rastro en el centro de Bruselas, dos horas más tarde.

Los investigadores sospechan que Mohamed Abrini acompañó en coche a Salah Abdeslam, último sobreviviente de los comandos que atacaron París, y a su hermano Brahim, quien se inmoló en las calles de París, el 10 y 11 de noviembre en dos viajes entre Bruselas y París.

El 12 de noviembre, un día antes de los atentados, fue filmado en una estación de servicio en Bélgica cerca de la frontera francesa en un convoy de dos vehículos que llevaban a los atacantes de París.

Desde los ataques en la capital francesa, las autoridades belgas llevaron a cabo más de un centenar de allanamientos, la mayoría en Bruselas, utilizada como base para la organización de los ataques en ambas ciudades.

En estos registros, los investigadores hallaron rastros de ADN y huellas dactilares de diferentes de los sospechosos clave en estos ataques. También encontraron en un departamento 15 kilos de explosivos, así como un taller para confeccionar bombas.

En total 130 personas murieron en los ataques en París el 13 de noviembre. En los atentados en Bruselas el 22 de marzo murieron 32 personas. Ambos ataques fueron reivindicados por el grupo terrorista Estado Islámico.

Las autoridades europeas esperan que los arrestos funcionen como una inyección de tranquilidad que pueda calmar los sentimientos xenófobos que despertaron los ataques, en el marco de una crisis inmigratoria que afecta a todo el continente.

Fuente: AFP

Populares de la sección