Chavistas y opositores buscan los votos para reunión clave en la OEA

El Consejo Permanente tratará el 23 de junio la eventual activación de la Carta Democrática

Tanto el chavismo como la oposición venezolana buscan por estas horas sumar apoyos para la reunión del Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) del 23 de junio, en la que se tratará la crisis política y social del país caribeño y la eventual activación de la Carta Democrática del organismo.

El tema sobrevuela la Asamblea General del organismo que está sesionando desde el lunes 13 hasta el miércoles 15 de junio. Si bien la situación de Venezuela no está en la agenda oficial, un alto funcionario diplomático dijo a la AFP que Venezuela dominará las discusiones de pasillo durante porque las partes buscarán alcanzar "el número mágico de 18", que son los votos necesarios para que el Consejo active o no la próxima semana las gestiones diplomáticas que prevé la Carta.

Los países de la OEA, todos los americanos menos Cuba, votarán el 23 de mayo por mayoría (18) si prosiguen con el proceso gradual de la Carta, que puede llevar a gestiones diplomáticas, a convocar una reunión urgente de cancilleres (24 votos de los embajadores) o, por último, a suspender a Venezuela como integrante del organismo (24 votos de los cancilleres).

Aunque no se descarta llegar a la suspensión, según consignó la agencia EFE lo que busca Almagro es aumentar la presión internacional sobre el gobierno de Nicolás Maduro para que acepte el referendo revocatorio que pide la oposición, libere a lo que él calificó como "presos políticos" y se abran canales para la ayuda humanitaria internacional.

Por el momento solo Paraguay dio apoyo explícito a la propuesta del excanciller uruguayo del gobierno de José Mujica (2010-2015), pero Almagro está "muy tranquilo" y convencido de que prosperará, porque a la hora de votarla "los países van a estar del lado correcto de la historia", según dijo la semana pasada a Efe.

Venezuela se enfrenta a la escasez de la mayoría de los productos básicos, una inflación de 180,9% en 2015 y una de las tasas de crimen más altas del mundo.

Las gestiones

La canciller venezolana, Delcy Rodríguez, acusó el lunes al secretario general de la OEA, Luis Almagro, de ser "promotor de un golpe de Estado en Venezuela", informó la cancillería tras el arribo de la ministra a Santo Domingo, donde transcurre la reunión.

Almagro publicó el 31 de mayo un demoledor informe sobre la crisis venezolana e invocó la Carta Democrática Interamericana para solicitar una reunión urgente del Consejo Permanente para debatir el asunto. La reunión fue fijada para el 23 de junio.

Delcy Rodríguez dijo que Almagro "hace uso fraudulento" del artículo 20 de la Carta Interamericana en el que se basa, porque "en el caso de la ruptura grave del hilo constitucional, debe protegerse al gobierno", es decir al presidente Nicolás Maduro y no a la oposición.

Rodríguez agregó que Almagro es "promotor de un golpe de Estado en Venezuela y actúa en favor de los factores opositores que pretenden, por vía de la violencia, derrocar a un gobierno constitucional".

Mientras, el líder opositor Henrique Capriles inició esta semana una gira por Argentina, Paraguay y Brasil en busca de apoyos. Capriles estuvo reunido el lunes con el presidente argentino, Mauricio Macri, y con el mandatario paraguayo, Horacio Cartes. También se reunirá en Brasilia con José Serra, el canciller brasileño del gobierno interino del centroderechista Michel Temer.

La reunión entre Capriles y Macri se produjo dos semanas después de que Argentina apoyara el diálogo entre la oposición y el gobierno del presidente Maduro, en momentos en que los adversarios del chavismo esperaban que se respaldara al secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, que invocó la Carta Democrática contra Venezuela por supuestas violaciones a los derechos humanos.

Capriles pidió a los países de la región que "se planten firmes en las instancias internacionales para que se exija el respeto de la Constitución". Al ser consultado acerca de si Argentina apoyará esa herramienta, el dirigente se limitó a responder que tiene "confianza" en que el gobierno argentino apoye el hecho de "que en Venezuela se respeten la Constitución y los derechos humanos".

Rechazan canal humanitario

También el lunes, el embajador de Venezuela ante la OEA, Bernardo Álvarez, había reiterado el rechazo de su gobierno a instalar un canal humanitario en su país.

"Creemos en la ayuda humanitaria, pero distinto es utilizarla en el marco que se está utilizando, que esconde un deseo intervencionista que es inaceptable", dijo el embajador en una mesa de diálogo en Santo Domingo antes de la inauguración de la Asamblea General.

Álvarez respondía así al pedido de un corredor humanitario para el ingreso de medicinas que había hecho minutos antes Adolfo Flores Padrón, un venezolano de 25 años que habló en representación de la juventud.


Fuente: AFP y EFE

Populares de la sección