¿Cómo funcionará el nuevo sistema de arreglo de veredas que propone la IMM?

Los municipios publicarán una lista con los lugares a reparar y dependiendo del monto se cobrará al vecino al contado o en cuotas

La intendencia de Montevideo pondrá en funcionamiento a partir de junio de 2017 un nuevo sistema para reparar las veredas de la ciudad, que son responsabilidad de los vecinos cuyas casas dan a la calle, pero que desde ahora podrán ser reparadas por los municipios y cobradas junto con la contribución.

Según informó la comuna en su página web, los ocho municipios realizarán con ese propósito un relevamiento de las calles a intervenir, mientras que la intendencia hará lo suyo con las avenidas de la ciudad.

Una vez identificados los lugares a reparar, los municipios deberán notificar a los vecinos que corresponda y publicar el listado en el Diario Oficial, de forma que quienes quieran repararlo por sus medios, puedan hacerlo. Después de la intimación, en un plazo de no más de 10 días hábiles deberán gestionar el permiso de construcción y luego tendrán un plazo de 45 días para ejecutar la obra, dice la normativa vigente.

Si el vecino no se hace cargo, los municipios podrán hacer uso del nuevo fondo rotatorio de veredas para repararlas, que es de $ 6 millones por municipio, y luego el costo se cargará en la contribución inmobiliaria. El digesto municipal establece que el costo de las obras debe fijarse en unidades reajustables (UR), según publicó El País el costo será de 1,64 por metro cuadrado (aproximadamente $ 1.600 por metro cuadrado), y la intendencia podrá cobrarlo junto con el impuesto.

Vea también: Después de cuatro años de déficit, IMM tiene superávit y lo invierte en obras

Si el costo de la obra no supera las 20 unidades reajustables ($19.742 a valores actuales), el monto podrá cobrarse al contado, o en dos cuotas trimestrales; si el valor del arreglo es de entre 20 y 40 unidades reajustables (hasta $39.484) al contado o en cuatro cuotas trimestrales; y en caso de que supere ese monto, también al contado o en ocho cuotas trimestrales.

Una vez cobrada la obra, los montos se irán reintegrando a las cuentas extrapresupuestales de los municipios para continuar con los arreglos.


Populares de la sección