¿Cuántas veces ducharse? No tan seguido como uno cree

Lo afirma un investigador de la Universidad de Columbia al referirse a su incidencia en las enfermedades infecciosas

Ante la pregunta de si las duchas son necesarias o saludables, la doctora Elaine Larson –investigadora de la Escuela de Enfermería de la Universidad de Columbia, respondió que cree que son "principalmente por razones estéticas".

En un artículo publicado en la edición digital de la revista Time, la investigadora citó su investigación en la que demuestra que muchos de los jabones antibacteriales y productos de limpieza que las personas usan en su hogar no son mejores que jabones regulares para disminuir el riesgo de enfermedades infeccionas, de la misma forma que utilizar la ducha, fregar y usar exfoliantes no resultan elementos provechosos.

"Las personas creen que se están bañando por higiene y para estar limpio, pero a nivel bacteriológico, eso no es el caso", señaló Larson, experto en enfermedades infecciosas y decana asociado de investigación en la Universidad de Columbia.

"Bañarse eliminará el olor si se está sucio o si se ha estado en el gimnasio", indicó. "Pero en términos de proteger de una enfermedad, lavarse las manos con regularidad es probablemente más adecuado".

El artículo también cita opiniones de otros expertos, quienes se muestran de acuerdo con Larson. "Creo que las personas se bañan demasiado", afirmó el doctor Brandon Mitchell, profesor asistente de Dermatología de la Universidad George Washington.

Según Mítchell, bañarse puede despojar a la piel de sus aceites naturales y también puede interrumpir la población de la piel de las bacterias de soporte del sistema inmunológico. A nivel de salud–no en términos estéticos- el académico cree que una ducha o dos por semanas es suficiente. "El cuerpo es naturalmente una máquina aceitada. Una ducha diaria no es necesaria", comentó.