Cupos universitarios: miles quedan sin lugar para estudiar

Hay carreras con una capacidad limitada de estudiantes; advierten que esa situación choca con el concepto de "acceso universal"
Del otro lado de los problemas de masividad y superpoblación, también están aquellas carreras o facultades que tienen un cupo limitado de estudiantes para admitir cada año. Este es el caso de la Escuela de Tecnología Médica (EUTM), de la Escuela de Diseño, del Instituto Superior de Educación Física (ISEF) y de las carreras Tecnólogo Informático (Facultad de Ingeniería) y Diseño digital (Facultad de Arquitectura).

Valeria Sánchez, delegada de la Federación de Estudiantes Universitarios (FEUU) en el Consejo Directivo Central (CDC) de la Universidad de la República (Udelar) dijo a El Observador que esta es otra realidad que preocupa a los estudiantes porque le quita el carácter de acceso universal a la institución. Indicó que muchas veces los servicios optan por esta medida porque los recursos con los que cuentan no son suficientes para atender a más estudiantes. En este sentido, subrayó que en los últimos años se abrieron carreras nuevas, pero el presupuesto destinado no fue acorde.
Sánchez puso el ejemplo de la EUTM, donde este año se anotaron para ingresar 7.000 estudiantes. Sin embargo, la escuela tenía cupos solamente para 1.000. De esta manera, los jóvenes que ingresaron fueron aquellos que salieron beneficiados en el sorteo.

Subrayó también que en 2015 de los 6.200 estudiantes que quisieron ingresar a las carreras con cupos, solo consiguieron lugar 2.484.

Por esta razón, advirtió que en el marco de la nueva Rendición de Cuentas, la FEUU volverá a insistir, como lo hizo en 2015 junto con los otros órdenes universitarios, con un programa de mejora del acceso a la educación. El mismo incluye la necesidad de liberar el acceso en estas carreras y de mejorar la relación estudiantes - docentes, así como las condiciones edilicias para el dictado de clases. También establece la creación de un sistema de becas, que permita complementar al Fondo de Solidaridad.

Indicó que el costo proyectado en 2015 para este programa era de $ 630 millones a 2019. Sin embargo, el presupuesto del gobierno solo otorgó para este fin $ 50 millones para 2016 - 2017 y no se pudo llevar a cabo.

Becas

Dentro de este programa destacó la creación del sistema de becas, que tiene como objetivo duplicar las que actualmente da la Udelar (3.000) y el Fondo de Solidaridad (7.000). A su vez, aspira a mejorar el monto de dicho beneficio, ya que hoy al estudiante se le otorga solamente $ 7.000. El programa aspira a darles $ 20.000.

El programa de becas es también una aspiración del rector de la Udelar, Roberto Markarian, quien no solo quiere apoyar a los estudiantes con pocos recursos, sino también a aquellos estudiantes destacados de educación media y a aquellos jóvenes que quieran estudiar carreras estratégicas para el país. La propuesta de Markarian al llegar al rectorado establecía también la creación de un departamento de Planificación qué resolviera cuánto dinero destinar a cada facultad según las profesiones más requeridas para el desarrollo del país.


Populares de la sección