Dudas comunes de las dietas

Expertos responden algunos de los mitos más comunes a los que se enfrenta la población a la hora de iniciar un plan de alimentación

1. Para bajar de peso ¿se debe dejar de comer chocolate/pan/asado?

De acuerdo con la Licenciada Sabrina Kuzawka, miembro de Nutrición Educación y Terapéutica (NET) "Lo importante es saber cómo incorporarlos en la alimentación diaria". Excepto que exista restricción médica por alguna razón, todo se puede comer, ya que no existen alimentos malos o buenos en sí mismos, si no distintas frecuencias, porciones y ocasiones para consumirlos.

La Doctora Mónica Katz, especialista en nutrición añade, además, que "ingerir cada día una porción, la porción justa, de lo preferido, disminuye el descontrol.

2. Una dieta basada en proteínas ayuda a bajar de peso.

Los alimentos ricos en proteínas aumentan la sensación de saciedad y el gasto energético. Pero una dieta basada en alimentos proteicos que excluya los hidratos de carbono no es una buena idea, ya que promueven una pérdida de peso a expensas de masa muscular y agua corporal, no de tejido adiposo. Esto hace que el peso disminuya rápidamente, pero se recupere pronto tiempo después. Toda alimentación saludable debe incluir los tres tipos de nutrientes: hidratos, proteínas y grasas en sus justas proporciones.

3. Las tostadas ayudan a adelgazar más que el pan no tostado.

Negativo. Una porción de pan sin tostar tiene las mismas calorías que una tostada, lo que varía, lógicamente, es su humedad. Sin embargo, el organismo hace más trabajo para digerir y absorber el pan sin tostar, lo cual brinda saciedad y un gasto energético levemente mayor que la tostada. La ventaja de la tostada, es que, al tener más consistencia y textura más crocante, exigen mayor masticación y llevan más tiempo para comer, lo cual puede resultar una buena estrategia en tratamientos de descenso de peso corporal.

4. ¿Se puede comer fruta cuando se está a dieta?

Según Katz, las dietas de moda tienden a excluir las frutas de la alimentación. Sin embargo, cualquier plan de alimentación saludable debe incluir al menos cinco porciones entre frutas y verduras por día.

5. ¿Por qué se recomienda hacer ingestas frecuentes?

Hacer las cuatro comidas principales y dos colaciones por día contribuye a una mejor distribución de los nutrientes necesarios y genera un gasto energético permanente. Sin embargo, no se debe dejar pasar menos de tres horas entre las ingestas, lo cual se conoce como "picoteo".

6. ¿Es cierto que no habría que comer después de las 9:00 pm?

La Licenciada Silvina Tasat, vocalista de la Sociedad Argentina de Nutrición, explica que comer a la noche no engorda más. Lo que sí conviene es, como dice el dicho, "cenar como mendigo", pero no para perder peso, sino para no sentir pesadez antes de dormir.

7. No se deben combinar las proteínas y los carbohidratos.

Tasat asegura que "no hay ningún inconveniente en mezclar hidratos de carbono con proteínas". El problema radica en las cantidades, que deben ser las adecuadas. Por ello, en general se distribuyen entre el almuerzo y la cena, para no comer en exceso, acompañando siempre de vegetales y fruta como postre.


Para leer más sobre nutrición y vida saludable, ir a comermejor.com.uy


Fuente: La Nación