"Efectivo al toque" de la pantalla de un smartphone

Creditel, la empresa de servicios financieros de Grupo Santander, acaba de lanzar una innovadora aplicación móvil que permite a sus clientes obtener préstamos inmediatos y personalizados sin necesidad de trámites ni traslados
"Efectivo al toque", ese es el eslogan que más resuena de Creditel, una empresa uruguaya que lleva más de 25 años ofreciendo servicios financieros accesibles. Esa frase y el logo del Correcaminos son solo dos símbolos que refuerzan el concepto que se puede constatar en la realidad hoy más que nunca con una nueva aplicación móvil que permite a los clientes solicitar y acceder a préstamos.

Con esto, Creditel se transforma en la primera empresa del país que ofrece este servicio completamente online.

"Todo el mundo habla sobre el mercado de sacar tu crédito web pero siempre termina en que tenés que hacer muchos trámites. Este préstamo es sin pisar una sucursal, sin llamar a un call center, sin tener ninguna interacción con ninguna persona física dentro de Creditel", señaló Gustavo Trelles, el gerente general de Creditel.

Funcionamiento

La app, de uso sencillo e intuitivo, fue realizada por December Labs –un grupo de desarrolladores uruguayos con la mayoría de sus clientes en Estados Unidos, que tiene experiencia con este tipo de tecnología– en conjunto con el equipo de desarrollo interno de Creditel.

La parte de préstamo funciona "en tres toques", es decir, tres pasos. Primero hay que registrarse como cliente.

Allí se solicita un código de seguridad a partir de tres datos. Esa es la primer medida de seguridad.
Una vez logueado, la primera pantalla indica qué opciones de préstamos tiene el usuario. A partir de ahí se define el monto y en cuántas cuotas se pagará (indica a qué plazo representa el monto de la cuota) y la tercera etapa es confirmar la operación. Con este último paso ya se puede retirar el dinero.

"En todas las pruebas y los pilotos lo que queríamos es que fuera lo más sencilla y segura posible", explicó Trelles.

Si bien está especialmente diseñada para clientes de Creditel –estas personas ya recibieron la calificación para ofrecerles el préstamo que le corresponda–, quien desee hacerse cliente solo debe ir a una sucursal de la empresa, realizar un trámite sencillo, "y luego de esa primera instancia ya siempre va a poder operar bajo esta modalidad de crédito digital". Incluso, en la misma aplicación hay un botón que dice "quiero ser cliente", en donde se despliega un pequeño formulario que se debe llenar con nombre, celular y cédula, para agilizar aun más ese primer proceso presencial.

"La idea de Creditel es convencer y confirmar que somos una empresa para todos y hacerlo en el marco de las mejores prácticas y los mejores modalidades de gestión que tiene Grupo Santander", dijo Trelles. En esa línea, la tecnología –disponible tanto para Android como para iOs– permite el acceso a un crédito desde cualquier parte del país sin necesidad de traslados ni complicaciones.

"Antes una persona que quería tramitar un crédito tenía que dejar su hora de almuerzo o viajar del campo a la ciudad. Hoy desde el asiento del comedor o desde donde esté puede tramitar su crédito", apuntó el ejecutivo.

Para llegar a más personas y generar confianza en este nuevo sistema se realizaron una serie de tutoriales. "Estamos siendo muy innovadores y lo que necesitamos es dar seguridad de que esto funciona. Atrás de esto hay dinero y, por lo tanto, siempre genera un miedo", expresó el gerente general.

3 veces más de logueos de usuarios fue el crecimiento diario que tuvo la aplicación de Creditel luego de que se le añadió la posibilidad de sacar préstamos online.
20.000 es el número de usuarios que tienen esta app. Eso equivale a la cantidad de descargas que ha tenido hasta el cierre de esta edición.
3.500 descargas fueron las registradas en los primeros dos días de lanzada la nueva función, lo que significa un aumento de 17,5% en número de usuarios.


Modelo de innovación

"En definitiva, esto era una visión y un modelo de trabajo que tenía Creditel históricamente. La idea es adaptarnos al avance de la tecnología; de alguna forma es adaptar nuestros productos a una modalidad que el mundo está demandando que es la digitalización, la sencillez, la transparencia. El acercamiento a los clientes con canales más modernos y más sencillos", subrayó Trelles.

El ser innovadora es un concepto que Creditel lleva en su ADN. De hecho la empresa debe su nombre a que fue la primera en Uruguay en dar créditos telefónicos en 1993.

Trelles añadió que también fue la primera prestamista en donde en 24 horas daban la aprobación crediticia e incluso a fines de los años 90 fueron pioneros en dar al cliente un resarcimiento económico si debía esperar mucho para ser atendido.

"Nosotros queremos sentirnos una empresa moderna, ágil y principalmente ser los primeros", apuntó.

Por tratarse de un nuevo lanzamiento, los primeros 5.000 clientes de esta aplicación se llevan el crédito solicitado sin interés. Pero, como sucede en muchos otros ámbitos, la tecnología seguirá conviviendo con la forma tradicional de pedir préstamos en Creditel.

"Si hay alguien que no se siente cómodo o seguro tramitando un crédito a través de la aplicación puede ir a cualquiera de las sucursales que tenemos en los 19 departamentos del país y hacer el proceso que se hizo históricamente", apuntó Trelles, al hacer referencia a que la propia aplicación las identifica en un mapa.

Además, Trelles destacó que Creditel está comprometido con la inclusión financiera.

En ese sentido, el equipo está desarrollando una opción para que se envíe el préstamo directo desde la aplicación hacia dispositivos donde se quiere recibir el dinero: tarjeta prepaga, cajero automático, cuenta de sueldo de un banco, etc. De acuerdo con Trelles, esta parte de la aplicación "se está desarrollando y en las próximas dos o tres semanas la vamos a tener operativa".

*Todos los contenidos identificados como O Media son realizados por el equipo de El Observador comisionados por empresas u organizaciones. Se trata de contenido que no necesariamente responde a los criterios editoriales de El Observador.


Populares de la sección