El nuevo rincón del Sodre para la cinematografía local

El Auditorio Neilly Goitiño inauguró la Sala B, donde se presentará una temporada de Cine Nacional y Latinoamericano con el estreno de El sereno
En el incendio en 1971 del Estudio Auditorio del Sodre, uno de los últimos rincones del edificio que se mantuvo en pie fue un lugar conocido como la "Sala B", donde estudiantes y maestros ensayaban sus disciplinas. Cuatro décadas después del incidente y ocho años después de la inauguración del nuevo auditorio nacional, en 2009, el nombre de ese lugar toma una nueva forma y propósito: la difusión del cine uruguayo y de la región.

En diciembre de 2016 se inauguró en el Auditorio Neilly Goitiño del Sodre (18 de julio 930), la nueva Sala B, que desde el jueves próximo presentará un ciclo semanal de películas uruguayas y latinoamericanas que se proyectarán todas las semanas de jueves a domingo.

El primer estreno nacional de ficción del año que se incorporará a la sala del Sodre y a otros complejos de cine comerciales el próximo jueves será El sereno.

Este drama de suspenso, dirigido en conjunto por los uruguayos Oscar Estévez y Juacko Mauad, se exhibirá del 9 al 19 de marzo en tres funciones de jueves a domingo (17:45, 19:30 y 21:15) y a partir del 23 de marzo al 2 de abril inclusive se verá a las 17:15 y 21:40 hs.

En tanto, el 23 de marzo se prevé la exhibición de la película Aquarius, del director Kleber Mendonça Filho. El fime es protagonizada por la reconocida actriz brasileña Sonia Braga, que hace el papel de la última residente de un edificio que una compañía quiere comprar para demolerlo.

Las entradas para las funciones en la Sala B estarán a la venta en la boletería de la sala y a través del servicio Tickantel, a $ 180.

Según un comunicado emitido por el organismo, habrá promociones para socios de Cinemateca, Socio Espectacular y la Asociación de Productores y Realizadores de Cine del Uruguay.

Con lugar para la música

La propuesta de la saga, según explicó a El Observador el director del Auditorio Neilly Gotiño, Fernando Couto, continúa con una tradición previa del establecimiento en la proyección audiovisual.
Previamente, el Sodre emitía en una versión más precaria de la sala –sin una platea inclinada, por ejemplo– ciclos de Cine Arte conformados por piezas resguardas dentro del Archivo Nacional de la Imagen y la Palabra.

La nueva programación de cine uruguayo y latinoamericano será supervisada por Gabriel Massa, director de la distribuidora local Buen Cine.

Como parte de las obras y acondicionamiento general del auditorio realizados desde 2013, se equipó la sala con sistema de cine DCP (una colección de archivos digitales que se usan para almacenar y transmitir cine digital) de la marca Barco y un sistema de audio Dolby 7.1, que agrega dos canales más al popular 5.1.

En total, Couto indicó que se invirtieron cerca de US$ 60.000 solo en el equipamiento técnico de la sala (imagen y sonido), que tiene una capacidad para 80 personas.

La cantidad de lugares es un elemento que el director considera favorable. El director indicó que la escala de la sala permitirá una mayor reposición y proyección repetidas de varias películas, ya que no se apunta a competir de forma directa con las salas de cine comerciales.

"No estamos atados al resultado", indicó el director. "Nuestro fin no es comercial. Estamos haciendo un aporte más como unidad ejecutora. Generando un espacio donde todos puedan tener una oportunidad de presentar una película", agregó.

Más allá del objetivo audiovisual, el director también mencionó que la Sala B tendrá presentaciones de música de cámara para agrupaciones pequeñas.

El auditorio cuenta con un piano Steinway de media cola y para 2017 se prevé realizar en la Sala B, así como en la sala principal del auditorio, Héctor Tosar, una Temporada de Música de Cámara en la que habrá un Ciclo de Música Barroca y otro con músicos solistas.