El PIT-CNT proyecta abrir sedes barriales para sumar nuevos afiliados

En un año sin Consejos de Salarios, la central sindical se prepara para desplegar una campaña de difusión
Si bien el 2016 fue un año de fuertes cruces con el gobierno, el PIT-CNT hizo valer sus reivindicaciones y cambió la dirección de las políticas oficiales en tres oportunidades: las pautas salariales, el ajuste fiscal y los recortes previstos para la educación.

Ahora, de cara a un nuevo año en la administración de Tabaré Vázquez que tendrá una Rendición de Cuentas con alcance presupuestal y que la central obrera pronostica como "clave", el PIT-CNT se prepara para impulsar nuevos cambios en las políticas laborales. Pero para eso, estima que primero necesita expandir y fortalecer al movimiento obrero hacia su interna.

El Secretariado Ejecutivo del PIT-CNT se reunirá mañana por primera vez en el año para comenzar a definir las líneas sobre las que trabajará los próximos meses. Entre los puntos a discutir se evaluará la elaboración de un plan cuyo objetivo es incrementar la cantidad de afiliados sindicales, así como ampliar las redes de contacto con la ciudadanía.

"Estamos pensando en un proceso que nos conecte con el pueblo de manera de ampliar las fuerzas que moviliza o representa el movimiento sindical", dijo a El Observador el secretario general del PIT-CNT, Marcelo Abdala. El objetivo es "tratar de desplegar una acción y un movimiento social" cuya fuerza "trascienda al movimiento sindical", explicó el dirigente.

La campaña

La campaña tendrá varias aristas, pero la apuesta principal de la central obrera será fortalecer el vínculo con la gente mediante una mayor presencia del PIT-CNT en el territorio. Para eso, además de fortalecer los plenarios departamentales, Abdala planteó la posibilidad de expandir esa presencia con una dirección del PIT-CNT en Montevideo así como también dependencias "zonales" en distintos barrios de la capital.

El sindicalista dijo que la idea es crear "ámbitos intersociales no partidarios" en los que los trabajadores sindicalizados puedan relacionarse con los vecinos e instituciones del barrio. "Que (los trabajadores) jueguen sindicalmente pegaditos a los barrios, a la iglesia, a la escuela, a la radio comunitaria, las comisiones de fomento, todo lo que haya de organización", señaló Abdala.
Por otro lado, también se buscará desplegar una campaña de sindicalización en los sectores donde los trabajadores "aún están insuficientemente organizados" como el sector de las nuevas tecnologías, para "fortalecer" la organización y participación de los trabajadores.

Además, se buscará constituir un "sistema de alianzas" entre interlocutores del PIT-CNT con organizaciones y distintos actores que puedan estar involucrados con los temas y propuestas que la central sindical promueva.

Según datos de la central sindical de mediados de 2016, contaba a esa fecha con 420 mil afiliados, y tenía una recaudación mensual de unos $ 2.500.000.
Al comenzar la segunda administración de Vázquez, Pereira había dicho a El Observador que se intentaría llegar a los 500 mil afiliados cuando termine el quinquenio (2015-2020).

Sin embargo, Abdala dijo que la meta será definida una vez que la estrategia de difusión y afiliación quede asentada.

"Llegar a la sociedad"

A principios de enero, el presidente de la central sindical, Fernando Pereira, había dicho en entrevista con El Observador que "llegar a la sociedad es tan importante como que los afiliados respondan a las medidas de paro".

"No deberíamos correr el riesgo de quedar despegados de la gente porque después, hagas la medida que hagas, la gente la cuestiona igual", subrayó.

Pese a eso, el secretario general del PIT-CNT aseguró que la campaña de difusión y adhesión no responde a una baja de de afiliados y una mala imagen del movimiento obrero por parte de la sociedad.

Por el contrario, dijo que la campaña se ideó en función de los buenos resultados obtenidos el año pasado y de la necesidad de tener un respaldo más amplio para concretar los objetivos de este año.
"Si quedó demostrado el año pasado que con una orientación estratégica del PIT-CNT basada en un planteo fundamentado (...) logramos lo que logramos, para lograr este tipo de cuestiones se necesita todavía más fuerza, más gente en movimiento y convencida. Entonces vamos a ampliar un gran movimiento de masas para que esto se ayude", expresó Abdala.

El PIT-CNT respaldará su campaña confiado en que sus reivindicaciones y proyectos apuntarán a generar cambios "que impacten en la vida de la gente", y no solo a proteger a los sindicatos.
En ese sentido, la central sindical promoverá durante este año la elaboración de propuestas concretas que aporten a la mejora de la educación, la salud, la vivienda, el trabajo y la seguridad social de la ciudadanía

Populares de la sección

Acerca del autor