En 2015 dejaron de ingresar a las arcas de los tamberos US$ 260 millones

Las proyecciones del rubro indican que la situación se revertirá en 2017
Los ingresos brutos de los productores lecheros durante 2015 cayeron US$ 260 millones como consecuencia de la reducción del precio de la leche, en una coyuntura adversa de mercados, el fortalecimiento del tipo de cambio de 13% promedio y una baja de 2% en las remisiones de leche a plantas industriales.

El dato elaborado por Tardáguila Agromercados, en base a información procesada por el Instituto Nacional de la Leche (Inale), le pone números a la caída de la facturación de los tamberos, que fue 31% menor a 2014. Como consecuencia de ello, el poder de compra de los productores lecheros se redujo 25%, afirmó a El Observador Agropecuario el director de Conaprole, Miguel Bidegain.
La facturación del año pasado alcanzó a US$ 592 millones frente a US$ 852 millones de 2014. El ingreso que tuvo el sector refleja en cifras la permanente preocupación de los productores.

Precisamente, para encontrar un ingreso bruto tan bajo de los tamberos hay que remontarse al ejercicio 2010, cuando se remitieron 1.500 millones de litros por los que se facturaron US$ 496 millones. En 2015, las remisiones de leche a la industria llegaron a los 1.973 millones de litros.
Impacto de varios factores

El poder de compra de los productores lecheros se redujo 25%

Entre las dificultades que se presentan para los productores hay que tener en cuenta la valorización que ha tenido el dólar, lo que impacta de forma importante en los costos que tiene los tambos en esa moneda por ejemplo el pago de renta y varios insumos, remarcó Bidegain.

"Hay que considerar que 50% de los tambos se explotan en predios arrendados", recordó el directivo de la cooperativa y agregó que la mayoría de los insumos están en dólares. Mencionó las raciones, fertilizantes y semillas "que algo han bajado", pero que ante el fortalecimiento del dólar cuando se convierte el valor a pesos "el productor se encuentra con una pérdida en su poder de compra cercano a 25%".
Bidegain explicó que el precio de la leche al productor se ha mantenido, pero solo ese hecho significa que el tambero sufre una baja en términos reales.

En materia de mercados se está observando una mayor dinámica pero existe el problema de un stock ya vendido al que le resta el trámite posterior de embarques y cobro, según se manejó en la asamblea de socios de Conaprole, conocida como la Asamblea de los 29.

Como visión de mercados a futuro, en la Asamblea se manejó que se está más cerca de la "orilla" para superar la crisis, graficó Bidegain. Se destacó la importancia de que China está recomponiendo sus compras de lácteos, pero nadie puede afirmar que esa mayor demanda se concrete este año.

Todos esperan que sea un año muy tranquilo en cuando a la demanda y con precios que siguen deprimidos. En ese marco se espera un crecimiento entre 4% y 4,5% en las importaciones anuales de China para este año y el próximo, sostuvo el directivo.
Proyecciones
En base a la visión de los analistas se espera para 2017 una recuperación de los mercados y una liquidación de los stocks, en función de algunas situaciones que pueden ocurrir, como la desaceleración del incremento de la producción en la Unión Europea (UE) y la vuelta de China a los mercados pues viene aumentando sus importaciones.

Bidegain sostuvo además que los negocios de Conaprole se concretan con mucho trabajo, pero no existe un enlentecimiento.

El momento más complicado para la cooperativa fue el año pasado. En el otoño de 2015 por primera vez el mercado interno fue más importante que la exportación, lo que refleja las dificultades comerciales que existían en ese período, recordó el directivo de Conaprole.
"Ese panorama se ha revertido y hoy si bien hay un problema de stock, el mismo está vendido. Hasta ahora, la preocupación en años normales era vender la producción de la zafra de primavera, pero ahora lo constituye un remanente de leche en polvo de junio y julio pasados, porque el resto está vendido", concluyó Bidegain.


Prevenir
Frente a esta época de lluvias –y de barro– el área técnica de Conaprole recomendó a los productores tomar las medidas de cuidado en la prevención de mastitis ambientales, lo que puede generar graves pérdidas económicas en el tambo. Un amplio trabajo sobre este tema informa a los productores sobre los recursos posibles para prevenir la enfermedad, desde el sellado de pezones hasta la desinfección preordeñe y manejo de potreros. Los interesados en el trabajo completo deben comunicarse con el responsable zonal de Conaprole.