Estado Islámico se adjudicó el ataque terrorista de Londres

Atentado provocado por tres individuos dejó siete muertos y más de 20 personas graves
El atentado de Londres que dejó siete muertos fue cometido por un "destacamento de combatientes del Estado Islámico" (EI), indicó la agencia de propaganda de la organización yihadista, Amaq, en un comunicado difundido en Beirut.

A última hora del domingo, el Estado Islámico reivindicó el ataque en el que tres hombres atropellaron con su furgoneta a transeúntes que caminaban por el famoso London Bridge –el Puente de Londres– antes de abandonar el vehículo y lanzarse a acuchillar gente en Borough Market, una zona de bares y restaurantes en torno a un mercado.

Doce personas fueron detenidas este domingo por el atentado que la noche del sábado dejó siete muertos en Londres –a los que se suman los tres agresores que fueron abatidos–, y que la primera ministra británica Theresa May atribuyó al extremismo islamista.

Fuentes médicas informaron que 21 de los 48 heridos hospitalizados por el atentado se encuentran graves y 12 salieron ya del hospital. Agentes de la unidad antiterrorista de la policía metropolitana detuvieron "a 12 personas en el barrio de Barking, en el este de Londres, en conexión con los incidentes de la noche pasada en London Bridge y en la zona de Borough Market", anunció la policía en un comunicado.

Según Sky News, fue registrado el domicilio de uno de los tres autores del atentado.

La policía mató a los tres tan sólo ocho minutos después de recibir el aviso del incidente. Por ahora, sus identidades no se hicieron públicas. Un mando policial explicó que los agentes necesitaron la cantidad "sin precedentes" de 50 balas para matar a los tres autores del atentado. Según dijo el comandante de la unidad antiterrorista de la policía británica, Mark Rowley, un transeúnte recibió un disparo de la policía, precisando que no está grave. Además, un policía fuera de servicio resultó también herido pero permanece en el hospital sin riesgo de vida.

Entre los siete muertos hay un canadiense, reveló el primer ministro Justin Trudeau, y un francés, dijo posteriormente el ministro de Relaciones Exteriores de Francia, Jean Yves Le Drian, añadiendo que otro ciudadano francés seguía "desaparecido".

Entre los heridos figuran un español, con heridas leves, siete franceses, dos alemanes y un australiano.
Al término de una reunión extraordinaria de su comité de seguridad, May dijo que el país se enfrenta "a una nueva forma de amenaza" en las que los autores de los atentados "se copian unos a otros" y se inspiran en la "malvada ideología del extremismo islamista".

"El terrorismo alimenta al terrorismo y los autores pasan al acto, no basándose en complots cuidadosamente preparados, sino que se copian unos a otros utilizando los medios más ordinarios", dijo May tras la reunión.

Vencer a la ideología islamista "es uno de los grandes desafíos de nuestro tiempo", aseguró, estimando que la respuesta no debe ser sólo lanzar operaciones antiterroristas continuamente, sino que hay que trasladarla al terreno de las ideas y a internet "para evitar la propagación". Casi todos los partidos suspendieron la campaña este domingo, pero continuará "mañana (lunes) y las elecciones generales serán como estaba previsto el jueves" 8 de junio, afirmó.

Se trata del tercer atentado en Reino Unido en menos de tres meses, tras el que dejó 22 muertos en Mánchester el 22 de mayo, en un concierto de Ariana Grande, y el del 22 de marzo cerca del Parlamento, cuando un hombre atropelló a la gente que cruzaba el puente de Westminster y luego acuchilló a un policía, con balance de cinco muertos.

Ayer domingo Grande actuó de nuevo en Mánchester en un concierto excepcional en homenaje a las víctimas, frente a 50.000 personas y bajo fuertes medidas de seguridad, en el que también participaron Justin Bieber, Coldplay y Pharrell Williams, entre otras estrellas del pop.

Ocho minutos infernales

"A las 22 horas de ayer empezamos a recibir avisos de que un vehículo había atropellado a transeúntes en el London Bridge", explicó un portavoz policial. "El vehículo continuó dirigiéndose de London Bridge a Borough Market. Los sospechosos lo abandonaron y acuchillaron a varias personas", añadió. La muerte de los sospechosos se produjo "ocho minutos" después de que la policía recibiera el aviso del incidente, se congratuló el portavoz.

Gerard Vowls, de 47 años, que había estado viendo la final de la Champions League de fútbol en el pub Ship, explicó a The Guardian que vio cómo apuñalaban a una mujer entre 10 y 15 veces.
"Decía 'ayudadme', 'ayudadme', y no pude hacer nada", lamentó.

Vowls lanzó sillas, vasos y botellas a los agresores para tratar de alejarlos de la mujer. "Quiero saber si la mujer está bien. Llevo una hora y media dando vueltas llorando, no sé que hacer", dijo conmovido. Otro testigo, Alex Shellum, dijo a la BBC que estaba en un bar en London Bridge con amigos cuando "entró una mujer herida buscando ayuda. Sangraba abundantemente por el cuello, parecía que le habían cortado el cuello. La gente trató de atajar la hemorragia"

Críticas de Trump al alcalde de Londres

Donald Trump fustigó el domingo al alcalde de Londres, Sadig Khan, acusándolo de restarle importancia a la amenaza terrorista, un día después de los atentados que afectaron a la capital británica.

El alcalde de Londres no le hizo caso a la serie de tuits que escribió Trump, mientras sus críticos lo acusaban de explotar un ataque terrorista para su beneficio político, cosa que no es la primera vez que hace. Un vocero del alcalde afirmó que Khan "tiene cosas más importantes que hacer que responder al desinformado tuit de Trump". El estadunidense criticó el intento de Khan de tranquilizar a los londinenses luego de que tres atacantes atropellaran a varios peatones con una furgoneta y luego acuchillaran a otros.

Al menos 7 muertos y 48 heridos en un ataque terrorista y el alcalde de Londres dice que 'no hay motivos para alarmarse!'", escribió el presidente estadounidense en un tuit.

Populares de la sección