Estiman pérdida de 500.000 toneladas de soja

Las dificultades provocadas por el exceso de lluvias se multiplican en plena cosecha

En el sector sojero se espera una pérdida de más de 500 mil toneladas de soja solo por efecto de las lluvias e inundaciones. Además, si no se soluciona de inmediato el suministro de gas a las plantas de secado de granos, las pérdidas pueden ser mayores.

Con un precio de US$ 350 la tonelada de soja en la actualidad, la pérdida representará aproximadamente unos US$ 175 millones. En un principio, con 1,2 millones de hectáreas sembradas, se esperaba una cosecha de la oleaginosa de unos 2,8 millones de toneladas.

Que se solucione hoy el conflicto de los trabajadores que impide el suministro de gas a las plantas de secado de granos "no significa que las plantas se abastezcan hoy". Hay muchas plantas de acopio sin poder recibir más granos, corriendo un riesgo enorme con la soja que ya está almacenada con alta humedad", destacó al programa Tiempo de Cambio de radio Rural la presidenta de la Asociación de Comerciantes de Granos, Carola Píriz.

"La soja está pronta para cosechar y no admite más días en las chacras"

Lea también: Ursea evalúa poner limitaciones a las empresas de supergás para evitar desabastecimiento

La empresaria agregó que se les informó que el abastecimiento de gas demorará entre dos y tres días, pero "la soja está pronta para cosechar y no admite estar más días en las chacras a raíz de esta adversidad climática. Solo por efecto de las lluvias se va a producir la pérdida de más de 500 mil toneladas por no poder cosecharse a tiempo y en condiciones normales".

Píriz opinó que no es solo un problema del sector exportador, es un problema del sector productor y por tanto afecta también a los transportistas, a los prestadores de servicios y a los comerciantes. Por lo tanto, es un problema que afecta a la economía de todo el país por su efecto multiplicador que tiene la actividad agrícola.

La cantidad de camiones no es suficiente para levantar rápido la cosecha sojera

La cosecha que normalmente ocurre en un período de 20 a 30 días, se atrasó esa tarea en su mayor parte cuando toda la soja está pronta para levantar. Esto significa que la flota de unos 1.000 camiones que se encuentran paralizados con carga frente a las plantas de secado, y otros que están en chacras, no sean suficientes para cumplir el trabajo por la urgencia que requiere ahora la cosecha. "Este es también otro factor de riesgo para el buen resultado de la cosecha", opinó Píriz.

Por lo tanto, explicó que se espera que la repuesta de los abastecedores de gas sea rápida por las razones señaladas.


Populares de la sección