Fariña: Cristina y Báez "se robaron un año entero del PIB"

El "valijero" dijo que Báez y Néstor Kirchner tenían la "convicción" de que hacían las cosas bien. Vea el video

Leonardo Fariña, el "valijero" de la ruta de dinero K, volvió a dar más detalles a la prensa sobre el sistema que el empresario argentino Lázaro Báez ideó junto con el expresidente argentino, Néstor Kirchner, para "vaciar las arcas públicas". Según sus cálculos, "se robaron US$ 120 mil millones".

En casi dos horas de entrevista, concedida al programa Odisea Argentina del canal TN, Fariña dijo que la expresidenta Cristina Fernández tuvo una "actitud de encubrimiento" y que con sus negocios "se robaron un año entero del PIB (Producto Bruto Interno)".

"Yo le recomiendo a Lázaro Báez que hable porque la mano que espera nunca le va a llegar", sostuvo.

"Seguramente va a pensar que, estando preso, si calla va a actuar con código para sus jefes y mágicamente le va a venir una mano. Eso nunca va pasar porque hoy en día es un problema para ellos. Es el gran eslabón que puede terminar con todo esto, espero que diga lo que realmente pasó para que no le cague la vida a dos hijos", agregó.

Al hablar sobre el sistema de trabajo, Fariña dijo que las "llamadas de negocio" solo ocurrían entre ellos, dada su relación de amistad, y aseguró que ambos tenían la "convicción" de que "estaban haciendo bien las cosas".

"Ellos defendían con convicción lo que estaban haciendo (...) pensaban que estaban haciendo bien las cosas", dijo. Aun así, aclaró que la generación del dinero y su justificación "era un tema que no se tocaba".

Por otra parte, contó que el plan de Báez y Kirchner estaba pensado para desarrollarse entre cuatro o cinco mandatos de gobierno.

"Ellos pensaban que este era un proceso que precisaba entre 16 o 20 años, cuatro o cinco mandatos: fue Cristinta, Néstor, Néstor; después Néstor, Cristinta, Cristina, y después tenía que ser Néstor de vuelta. No le dio la vida porque se murió", dijo.

Sin embargo, Fariña dijo que después de la muerte de Kirchner la relación con la familia se "quebró" porque Cristina Fernández no era considerada amiga por Báez.

"El amigo de él era Néstor, no Cristina. Y cuando le fueron a pedir, él les dijo que no y ahí se quiebra la relación", contó. Según Fariña, Báez le contó que el pedido lo habría hecho Máximo Kirchner, hijo del matrimonio.

A los quince días de la muerte de Kirchner, Fariña y Báez comenzaron a organizar el sistema para enviar dinero al exterior mediante sociedades financieras y otros medios, contó el valijero.

"Tenían que empezar a sacar el dinero para montarlo en otra cosa. Es mucho dinero que tenían, incuantificable", relató.

Hacia el final de la entrevista, Fariña dijo estar preocupado por lo que pueda ocurrirle a nivel judicial, ya que cree que está en manos de una Justicia sin garantías. "Hay jueces que hacen cosas para cubrir a otros, me pusieron preso a mí para tapar otra situación", expresó.



Fuente: TN y El Observador

Populares de la sección