Figueredo buscará ser extraditado a Uruguay y colaborar con la Justicia

La jueza de crimen organizado Adriana de los Santos pidió su extradición a Suiza, donde está preso desde mayo

El expresidente de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) y exvicepresidente de la FIFA, Eugenio Figueredo, está preso en Suiza desde el pasado 27 de mayo, cuando la Justicia de Estados Unidos solicitó su detención tras acusarlo de corrupción, fraude y lavado de dinero. El dirigente uruguayo, de 83 años, junto a otros directivos y también empresarios, quedó implicado en el escándalo de corrupción internacional de la FIFA.

Si bien la Justicia suiza aceptó en primera instancia extraditarlo a Estados Unidos, Figueredo buscará revertir esa decisión y que su extradición se concrete a Uruguay. Sus abogados en ese país europeo tienen plazo hasta el 10 octubre para apelar esa decisión.

El miércoles, la jueza Adriana de los Santos y el fiscal Juan Gómez solicitaron a Suiza la extradición de Figueredo, ya que es el principal indagado en la investigación en curso en Montevideo por hechos de corrupción e irregularidades en balances de la Conmebol, que se inició en diciembre de 2013 tras una denuncia presentada por la Mutual de Futbolistas Uruguayos.

"Nuestro cliente está de acuerdo con colaborar con la Justicia uruguaya y presentamos un escrito ante la jueza De los Santos informando eso", dijo la abogada que representa a Figueredo en Uruguay, Karen Pintos.

La defensa de Figueredo "sugirió" a la magistrada la posibilidad de lograr un acuerdo de colaboración que le permita, llegado el caso, obtener una pena más leve al finalizar el juicio, expresó Pintos a El Observador.

Según la abogada, si bien Estados Unidos pidió la extradición de Figueredo antes que Uruguay, hay "elementos" que permitirían a las autoridades suizas enviar a Figueredo a Montevideo, tomando en cuenta que se trata de su país natal.

La Mutual de Futbolistas denunció que por los derechos televisivos de la Copa Libertadores y la Copa Sudamericana, la Conmebol aceptó la oferta más baja entre las dos presentadas, "por lo que desde el año 2011 al año 2014 la Confederación, las federaciones, los clubes y los jugadores se habrán visto privados de esa gran diferencia que alcanza los U$S 68 millones".

La jueza De los Santos, a pedido del fiscal Gómez, embargó nueve propiedades en Uruguay (cuatro en Punta del Este y cinco en Montevideo) que están a nombre de Figueredo, el de su esposa o sociedades anónimas que controlan. El valor total de los inmuebles alcanzados por esa medida cautelar supera los US$ 5 millones.

"La mafia sigue"

El miércoles, la jueza De los Santos tomó declaración en calidad de testigo al empresario Francisco Casal, titular de la empresa Global Sports, que ofertó a la Conmebol US$ 805 millones por los derechos televisivos de las copas Sudamericana y Libertadores entre 2015 y 2020. Sin embargo, esa oferta se desestimó y se aceptó la de la empresa T&T Sports por US$ 381 millones.

Casal afirmó que "la mafia sigue enquistada en la Conmebol" y en su declaración apuntó directamente contra el presidente de esa entidad, el paraguayo Juan Ángel Ángel Napout que asumió el cargo en agosto de 2014.


Populares de la sección