Gobierno dice que la AUF incumplirá exigencias de seguridad en el fútbol

La Asociación Uruguaya de Fútbol le presentó ayer su plan al gobierno
El gobierno y el sector privado entienden que la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) no tomó la celeridad suficiente para implementar el decreto del Poder Ejecutivo sobre las medidas para el control de los espectáculos deportivos y que, en estas circunstancias, el campeonato uruguayo comenzará con cuestiones irresolutas.

La AUF fijó el inicio de la actividad para principios de febrero. Pero el gobierno estima que son varios los temas que quedan por resolver en tres semanas y ve difícil que a este ritmo se llegue con el cumplimiento de las obligaciones que establece el decreto. Sobre todo porque hay decisiones que se deben tomar en la marcha y que requieren la consideración de la asamblea de clubes, cuya reunión es difícil de concretar en estos días de licencias.

En tanto, un agente del sector privado vinculado al proceso de adquisición de entradas dijo a El Observador que cree que cumplir con la totalidad de lo que se plantea antes de febrero es "imposible".

En la tarde de ayer hubo una reunión técnica entre representantes de la AUF, la Secretaría de Deportes y el Ministerio del Interior. En esa reunión la AUF presentó por primera vez su plan para implementar la normativa. El asesor letrado de la Comisión de Violencia en el Deporte del Ministerio del Interior, Celestino Conde, dijo a El Observador que fue una reunión "positiva", aunque destacó que recién se están esbozando las primeras ideas.

"Destacamos el trabajo que ahora está haciendo la AUF; dedicando tiempo al tema y profesionalizando la tarea. Pero también hay que decir que se está pagando el precio por tanto tiempo desperdiciado", dijo el jerarca.

El Ejecutivo envió el 5 de enero una nota a la AUF en la que recuerda a las autoridades de esa institución que la práctica del nuevo sistema "requiere de un procedimiento que debe ser implementado por la AUF", informó ayer La República. En la misiva se convocaba a una reunión que, según La República, no se concretó. "En virtud de la importancia del tema y la premura para resolver la situación, pretendemos evitar la posibilidad de graves consecuencias ante eventuales incumplimientos", se dice en la carta dirigida al presidente de la AUF, Wilmar Valdez.

Uno de los temas más avanzados es la instalación de las cámaras de reconocimiento. En la reunión de ayer se informó que hubo un trabajo muy satisfactorio en coordinación con Antel, sobre todo lo que tiene que ver con la instalación de la fibra óptica.

Sin embargo, en el Ministerio dan por descontado que la AUF no llegará con la instalación de toda la tecnología antes del 31 de marzo, que es la fecha límite que puso el gobierno. Si para ese momento las cámaras no están funcionando se analizará si el campeonato continúa o no, dijo Conde.

Entradas

Las cámaras son un pilar fundamental de las medidas que adoptó el gobierno. No obstante, uno de los temas que más preocupa en este momento es el proceso de venta de entradas y de acceso a los estadios.

En la reunión de ayer los técnicos de la AUF presentaron un primer bosquejo de lo que tiene ideado la asociación para que pueda existir una "trazabilidad" de quien compra la entrada y qué hace con ella. "Es un plan bastante simple y se apega al decreto", comentó Conde.

El decreto establece que las entradas para concurrir a un partido de fútbol se venderán a mayores de 15 años en los puntos de venta autorizados y los interesados deberán presentar su cédula de identidad. En caso que una persona compre más de una entrada deberá concurrir con todas las cédulas de quienes asistirán al partido. Y en el caso que esa persona decida no ir al evento y ceder su entrada a otra persona deberá llamar al lugar donde hizo la compra para informar quien irá en su lugar y cuál es su número de identificación. En la puerta del estadio se controlará que exista la debida correspondencia entre la entrada y la persona.

Conde dijo que se procura aminorar los "daños e inconvenientes colaterales" para el proceso de compra de las entradas e ingreso a los estadios pero que es necesario que haya "un cambio cultural" en la gente.

En las últimas semanas la Secretaría de Deportes mantuvo reuniones con actores del sector privado para ver de qué manera se podía facilitar el proceso de venta de entradas, siendo que el mecanismo empleado desde el 2014 ha sido muy problemático. Un posible camino que se analiza es la expedición de un carné de identificación con el cual los espectadores puedan comprar su entrada e ingresar a los estadios. La AUF o los clubes serían los encargados de hacer esos documentos.

Pero esa idea tiene sus límites: Peñarol es la única institución que tiene un estadio con tecnología todas las puertas de entrada para poner en marcha el mecanismo.


Populares de la sección