IMM envió proyecto a la Junta para exonerar de patente a motos eléctricas

La comuna busca incentivar especialmente a los repartidores a que cambien de medio de transporte
La Intendencia Municipal de Montevideo (IMM) envió este jueves a la Junta Departamental un proyecto de decreto para exonerar el 100% de la patente a las motos eléctricas.

El objetivo de la decisión es incentivar las energías limpias y evitar la contaminación sonora, según informó a El Observador el director de Desarrollo Económico e Integración Regional, José Saavedra.

La comuna quiere promover de este modo el uso de motos eléctricas especialmente en repartidores, dado que son las que provocan más problemas de ruido. Las motos eléctricas son silenciosas y, si bien tienen una agilidad que les permite moverse en el tránsito, el límite de velocidad suele ser de 80 kilómetros por hora, mientras que las motos convencionales alcanzan los 120 kilómetros por hora. Si bien dentro de la ciudad no está permitido circular a esa velocidad, Saavedra remarcó que muchas veces los repartidores superan los límites autorizados.

Saavedra aseguró que este tipo de motos puede llegar a una autonomía de 150 kilómetros por carga, lo que permitiría a los trabajadores usarlas durante una jornada entera. "El tema de motos eléctricas es nuevo. Lo estamos impulsando a partir de este gobierno. No tenemos registros de importaciones anteriores en Montevideo", dijo Saavedra.

La IMM conformó a principios de esta administración una comisión para regular la circulación de los repartidores, y ahora se encuentra ajustando los últimos detalles para enviar a la Junta la redacción de un nuevo decreto.

¿Cómo funciona una moto eléctrica?

Las motos eléctricas se enchufan a la pared del mismo modo que se recarga un celular y sus precios varían según sus características.

Por ejemplo, en Mercado Libre su precio ronda los US$ 1.000 y algunas con mayor autonomía por US$ 2.000. Unos precios similares tiene Sakura Uruguay, compañía que se dedica a importar vehículos que funcionan con energías renovables.

Según explicó a El Observador el representante de Sakura Uruguay, Pablo Cajade, las baterías pueden cargarse en dos horas aproximadamente y tienen una duración de entre 6 y 8 horas. Dependiendo del tamaño de las baterías, la recarga puede implicar un costo de entre $ 2 y $ 5. Además, la vida útil de la batería puede ser de entre 300 y 600 cargas. El recambio puede implicar un costo promedio de US$ 300, que sería el costo de cinco baterías.

De todos modos, Cajade señaló que si bien existen motos que alcanzan la autonomía por hasta 150 kilómetros, esos ejemplares no suelen traerse a Uruguay debido a que su costo podría ascender a los US$ 14 mil. Las que circulan actualmente lo hacen entre 45 y 60 kilómetros por hora.

Populares de la sección