IMM reparará veredas y cobrará a los vecinos en la contribución

Municipios recibirán US$ 48 millones de la intendencia para las obras
Durante el Consejo de Ministros realizado en La Teja el pasado 24 de abril, el primer reclamo de parte de los vecinos no fue para el presidente Tabaré Vázquez, sino para la Intendencia de Montevideo. Una vecina en silla de ruedas se quejó ante el intendente Daniel Martínez de que ya no podía salir de su casa porque las veredas estaban en mal estado y no tenían rampas. El intendente anunció entonces un plan de reparación de veredas que fue presentado formalmente el miércoles 26 como una de las obras a financiar con el excedente de las arcas municipales de 2016.

Si bien son los vecinos quienes tienen que pagar por los arreglos, eso en general no sucede, y las intimaciones de la comuna o las multas tampoco surten efecto, reconoció a El Observador el intendente. Por eso se definió repararlas, y cargar el costo a la contribución.

Se trata de una de las obras que la administración creía necesarias pero para lo que no había recursos, dijo Martínez durante la presentación del balance económico. "En la medida en que hubo ahorros", de $ 1.112 millones, el plan se pondrá en marcha, anunció el jefe comunal.

La intendencia destinará a ese propósito unos $ 60 millones, que se repartirán en nueve cuentas extrapresupuestales, una para cada uno de los ocho municipios, con $ 2 millones anuales durante tres años; y una para la intendencia, con $ 12 millones. A ese fondo rotatorio se volcará luego lo recaudado en las facturas de los contribuyentes que se vean beneficiados con las veredas reparadas.
"Esa masa de dinero va a permitirnos ir avanzando gradualmente en la reparación de veredas", dijo Martínez a El Observador, quien aseguró que ese era uno de los temas que lo "obsesionaban" desde que asumió en 2015.

Los anuncios de reparación de las veredas y las intimaciones a los vecinos han sido recurrentes en cada gestión municipal sin que luego se concreten las sanciones. Durante la administración del intendente Ricardo Ehrlich (2005-2010) se creó el primer fondo rotatorio para reparación de veredas en Montevideo, mediante el cual se anunciaba el cobro a los vecinos en cuotas por las reparaciones, y luego se volcaba el dinero a un fondo para avanzar en la construcción de más veredas. La experiencia también se anunció en el gobierno de Ana Olivera. En febrero de 2013, la IMM intimó a los vecinos de distintos barrios a reparar sus veredas, y lo volvió a hacer en junio de 2015. Las veredas siguen igual de rotas.

"Se necesita hacer reparaciones de veredas en todo Montevideo" Silvana Pissano, directora de Acondicionamiento Urbano

Esta administración comenzó en agosto de 2015 –en el marco de un plan de renovación del barrio histórico– el recambio de las veredas en Ciudad Vieja por pavimento continuo, lo que disminuye la probabilidad de roturas.

La directora de Acondicionamiento Urbano, Silvana Pissano, explicó ahora que a través del plan se buscará que cada municipio pueda definir cuáles son los lugares que necesitan una reparación más urgente, explicó Pissano.

La idea es que primero se le dé la opción al vecino de que la repare, y en caso de que no lo haga, las autoridades se hagan cargo. "Lo que queremos es aceitar el camino, y no poner en el compromiso a los vecinos de tener que contratar y supervisar las obras", dijo la directora de Acondicionamiento Urbano.
Por otra parte, a través de ese fondo, la comuna mejorará las veredas de las principales avenidas y bulevares. Pissano explicó que se comenzará con la reparación de 18 de Julio, entre Ejido y bulevar Artigas, prevista para junio. En otra etapa, se repararán las veredas de 8 de Octubre, otra de las avenidas más transitadas.

Populares de la sección