Industrial evaluó que costos operacionales complicaron al sector cárnico

El CEO Mercosur de Grupo Marfrig, Marcelo Secco, sostuvo que el tipo de cambio influyó en el negocio

El año 2016 fue bastante atípico para la industria frigorífica. Comenzó con un ajuste rápido de precios al comenzar el año y eso no se trasladó ni a los costos operacionales ni a la materia prima. "Fue un año de costos operacionales bastante complicados en función del tipo de cambio", comentó a El Observador el industrial Marcelo Secco, CEO Mercosur de Grupo Marfrig.

Por otro lado, toda la cadena procesó un ajuste de precio de 10% o 12%, en función del precio de la tonelada de carne de exportación, baja que se trasladó al precio de la hacienda para faena.

"La apuesta es intentar leer el mercado, a fines de enero y principios de febrero, para poder dar una señal más clara previa al invierno, que es cuando Uruguay define sus costos más altos en materia de producción", dijo el industrial de cara al inicio de 2017.

Secco también destacó que fue un buen año de actividad de faena, a pesar de no haber sido un año de liquidación. De todos modos la faena de hembras fue superior al promedio.

El sector primario también realizó sus ajustes, liquidó más de hembras, y climáticamente el año fue bueno. El ejecutivo destacó que iniciar el verano con 30 o 40 milímetros de lluvia es muy bueno para los campos y para que los productores puedan iniciar el año con buen ánimo.


Populares de la sección

Acerca del autor