Investigan a jerarca de IMM por destino del dinero de maratones

El indagado presidía a la vez el organismo privado que organiza y recauda
La Intendencia Municipal de Montevideo (IMM) investiga a un jerarca de la Dirección de Deportes encargado de organizar competencias de atletismo oficiales, ante la denuncia del sindicato de trabajadores Adeom, que señala presuntas irregularidades en el manejo de importantes sumas de dinero generadas por esas actividades. Pablo Sanmartino, militante de Asamblea Uruguay (lista 2121), fue designado en julio de 2015 como coordinador ejecutivo de la Secretaría de Educación Física, Deporte y Recreación de la IMM. Hasta que pidió licencia por la investigación sobre su proceder, fue responsable de la organización de cuatro carreras: San Felipe y Santiago (2015), 5k Mujeres (2016), Maratón de Montevideo 21k (2016) y Maratón de Montevideo 42k (2016).

Adeom cuestiona que Sanmartino haya sido al mismo tiempo presidente de la Confederación Atlética Uruguaya (CAU), que es la encargada de recaudar el dinero de inscripciones de carreras y el pago de marcas a cambio de publicidad. Desde hace años la comuna entregaba a CAU el derecho a recibir en una cuenta propia el dinero de los atletas inscritos en las carreras, así como el producido de la venta de publicidad. Pero eso y otras actitudes del jerarca en cuestión generaron suspicacias entre funcionarios municipales.

Cuando Sanmartino llegó a su puesto en Deportes de la IMM, continuó en la presidencia de CAU, lo cual lo hacía estar de los dos lados del mostrador.

Hasta que este dirigente astorista no había llegado a un cargo de responsabilidad en la administración de Daniel Martínez, CAU hacía reportes y rendiciones de cuentas a la intendencia luego de cada carrera. Según indicaron a El Observador varios de los denunciantes (que trabajan hace años en Deportes de la IMM), esa organización de atletas devolvía el dinero que sobraba luego de pagar gastos de los eventos. Eso se hacía en una cuenta de créditos extrapresupuestales de la comuna, por el hecho de que la IMM no puede recaudar directamente el dinero. Pero desde que Sanmartino asumió su doble función de jerarca municipal y presidente de CAU, ello cambió, según plantea Adeom. "El hecho de que ambas instituciones tengan un mismo titular, por lo menos pone en duda la transparencia con la que se administran tales bienes", dice la denuncia del sindicato a la que accedió El Observador.

El destino de esos fondos es uno de los puntos fundamentales de la indagatoria que lleva adelante la comisión investigadora creada en la IMM, ya que no existió rendición de cuentas ni aporte a la comuna luego de las últimas carreras.

Cuando el caso llegó al despacho de Martínez, el intendente le pidió a su jefe de Jurídica, Ernesto Beltrame, que recibiera a los denunciantes para escuchar el planteo. Una vez que lo hizo, y se dio cuenta de lo que se trataba, Beltrame ordenó crear el ámbito de investigación y se excusó de integrarlo, ya que es compañero político de Sanmartino en Asamblea Uruguay. "Quedaba feo que yo entre en la investigación", admitió Beltrame a El Observador.

Sanmartino ocupó el lugar de tercer suplente del sexto candidato a edil departamental en la lista 2121 que apoyó a Martínez en las elecciones departamentales de mayo de 2015.

Según cálculos de los denunciantes, la recaudación de las carreras superaría los $ 4 millones. Ese cálculo surge al cotejar la cantidad de participantes en las carreras (dato que aporta una empresa que mide el desempeño de los atletas) y el monto de la inscripción. A eso habría que sumarle (siempre según el planteo de los denunciantes) el monto recibido de quienes auspician los eventos que no entregaron mercadería a cambio de su participación, sino dinero.

José Figueroa es funcionario de Deportes de la IMM desde hace 20 años e integra el grupo de trabajadores que denunció al jerarca. En diálogo con El Observador aseguró que el dinero excedente de la recaudación de las carreras no se volcó a la IMM como se hacía hasta ahora, y sembró dudas sobre algunas actitudes del acusado. Dijo por ejemplo que Sanmartino cambió su auto personal a los pocos días de haber terminado una de las carreras, de uno chino a otro mucho más costoso de la marca de automóviles que pautó en esa carrera. Además, según Figueroa, se casó al poco tiempo con una importante fiesta en las instalaciones de Maroñas, y se fue de viaje un mes a Europa. Todo eso genera sospechas, dijo el trabajador, que fue uno de los citados a declarar en la investigadora.

El Observador intentó comunicarse con Sanmartino para tener su versión de los hechos, pero el jerarca no respondió las llamadas ni los mensajes.

Una vez que esta polémica empezó a circular entre el mundo del atletismo en Uruguay, Sanmartino presentó renuncia a su cargo en CAU, por lo que desde hace unos días ya no preside esa organización.

"Pagos en mano"
La denuncia de Adeom también asegura que Sanmartino recibió "pagos en mano" a cambio de inscripciones a las carreras, lo cual tampoco está en el cálculo de la recaudación, y según quienes lo acusan tampoco forma parte de la devolución de dinero correspondiente a la IMM. El Observador accedió a la copia de una nota donde Sanmartino firma conforme haber recibido la suma de $ 51.500 por parte de una agrupación de corredores a cambio de inscripciones para sus asociados en la Maratón de Montevideo realizada el 10 de abril de este año. Ello sería un ejemplo que sustenta ese tramo de la denuncia de Adeom. l


Populares de la sección