Ir o no ir, esa es la cuestión para los blancos

El Partido Nacional decidirá si continúa yendo a negociar con Vázquez los proyectos sobre seguridad
El Partido Nacional, con la opinión de sus líderes en planos opuestos, decidirá la semana próxima si continúa o no yendo a las reuniones por seguridad a las que convocó el presidente Tabaré Vázquez.

La decisión la tomará el partido luego de que el planteo de esa colectividad de suspender el diálogo y votar los proyectos ya acordados, fue rechazado tanto por el gobierno como por el resto de la oposición, que anunció que seguirá buscando pactos.

Desde el sector Todos, que lidera Lacalle Pou, se informó a El Observador que el camino a seguir lo decidirá el Partido Nacional en su conjunto.

No obstante, allegados al senador comentaron que sustentarán la idea de dejar de concurrir a la Torre Ejecutiva.

La semana pasada, Lacalle Pou reclamó públicamente la salida de los blancos de esa negociación.

En una posición opuesta está Alianza Nacional, de Jorge Larrañaga, que desde el primer momento se alejó de la propuesta de Lacalle Pou.
La discusión que se reeditará ya se planteó el lunes pasado cuando la Agrupación parlamentaria y la mesa ejecutiva del Directorio blanco decidieron por unanimidad plantear la suspensión del diálogo y que se voten en agosto los proyectos de seguridad sobre los que hay acuerdo.

En ese encuentro –que duró cuatro horas–, legisladores de Alianza Nacional, como el senador Carlos Camy, le reprocharon a Lacalle Pou "el error" que cometió al pedir desde su audición salirse del diálogo.

Según supo El Observador, en esa reunión hubo incluso reclamos a Lacalle Pou y a Larrañaga para que aparecieran junto al senador Luis Alberto Heber en la conferencia donde se anunció la posición del partido.

El senador Guillermo Besozzi dijo ayer a El Observador que el Partido Nacional fue a la reunión del martes con el presidente Vázquez a "sugerir" suspender las negociaciones y acelerar la votación en el Parlamento.

Ante el rechazo, ahora "con humildad y ganas de colaborar, el Partido Nacional seguirá en la mesa de diálogo".

"No habíamos puesto condiciones sino que se planteó una sugerencia que no fue aceptada", explicó Besozzi.

En el mismo sentido, allegados a Larrañaga comentaron ayer a El Observador que "el espíritu" de la declaración del partido es continuar participando de las reuniones con el presidente Vázquez..
El presidente del Directorio blanco, Luis Alberto Heber, dijo a El Observador que la semana próxima "escuchará" a la bancada para luego decidir "todos juntos".

"No es lo mismo si quedan dos reuniones porque no hay más temas, a que esto se eternice", comentó

Lacalle Pou volvió ayer a utilizar su audición para cuestionar a Vázquez que quiere sacarse "varias fotos más" junto a la oposición y él desde un primer momento dijo que no estaba para eso.

"No nos servía este abrazo al fracaso que hace el presidente de la República", dijo Lacalle Pou.

El legislador se quejó que el presidente Vázquez no pueda asegurar que los acuerdos que se logran sean respetados por los legisladores del Frente Amplio.

"El presidente de la República dice que él no puede asumir ese compromiso. ¡Perdón! La asunción de un compromiso en la Torre Ejecutiva, con todos los partidos políticos, el presidente y el Frente, no se puede asegurar que se cumpla el compromiso, suena medio raro, suena medio extraño, un compromiso que el que lo asume, no puede asegurar su cumplimiento. ¿Y saben qué? A esta altura parece que hay dos mundos paralelos. Está el mundo del presidente de la República en la Torre Ejecutiva y está el mundo de los uruguayos. Está el mundo del presidente de la República con sus reuniones, con acuerdos y con sus ministros y su política de seguridad; y está el de la seguridad que a diario viven todos los uruguayos, que claman que por favor se hagan cargo", dijo Lacalle Pou.

De acuerdo a lo planificado por Presidencia, quedan pocas reuniones para analizar los proyectos de seguridad.


Populares de la sección

Acerca del autor