La ciencia aconseja una nueva técnica para dejar de fumar

Un estudio demostró que es mejor dejar el vicio de golpe que hacerlo de manera gradual
Existen varias técnicas, tratamientos y terapias para dejar de fumar; ahora la ciencia ha estudiado y difundido una más.

Un estudio reciente realizado por la Universidad de Oxford reveló que la probabilidad de éxito en el intento de dejar el vicio aumenta en un 25% si se corta de manera radical y no gradualmente.

Tal como explicó Nicola Lindson-Hawley, directora de la investigación al portal ABC Noticias, "el tener que ir reduciendo gradualmente el número de cigarrillos supone un esfuerzo extra pero, según el estudio, la gente prefiere la idea de dejar el tabaco gradualmente que hacerlo de forma radical".

Para arribar a estas conclusiones los investigadores observaron a 697 fumadores que querían dejar el tabaco y los dividieron en grupos. Uno de estos grupos dejó la sustancia de manera abrupta y la otra de una forma más gradual.

Luego de un período de evaluación y asesoramiento de cuatro semanas, el 49% de los participantes dentro del grupo del corte abrupto dejaron definitivamente de fumar contra un 39% en el de corte gradual. Esto se traduce en que la probabilidad de éxito fue un 25% mayor en caso de dejar de fumar de forma radical.

"Es importante tener en cuenta que estos resultados fueron alcanzados en personas que querían dejar de fumar rápidamente y que recibieron apoyo. La mejor estrategia parece ser elegir una fecha y, llegado ese día, dejar de fumar completamente", aconsejó Lindson-Hawley.