La última proclama rockera de dos históricos se estrena en vivo

La actriz y cantante se unió con Gabriel Brikman en el disco Primer ángel
Gabriel Brikman soñó que le grababa un disco a Alejandra Wolff. Fue después de que ambos se reencontraran en los 30 años de La Tabaré, banda cuya formación compartieron en una de sus primeras corporizaciones, allá por los años de 1990. "El disco era de diez canciones, el sueño en eso era muy claro. Sucedió después de los seis conciertos de reencuentro de La Tabaré. En su momento, mi salida de la banda no fue buena. Vivimos en esa coctelera energética en la que hubo de todo y el reencuentro gracias a la invitación de Tabaré (Rivero, el líder del grupo) cauterizó un poco todo eso. Con Ale no nos vimos nunca más, pasaron 22 años. Me acompañó también en los diez años de Radical y a los cuatro días tuve el sueño", recordó el guitarrista más conocido por su actividad en el metal local, en concreto junto a la seminal banda Chopper y en los últimos años por su proyecto Radical, ganador de varios premios Graffiti.
"Fue muy orgánico y natural. Sentimos que teníamos que hacerlo y nos alineamos de forma muy rápida. Siendo colegas pero no amigos, habíamos compartido escenarios, así que fue realmente increíble cómo combinamos nuestras energías y materiales. Yo estaba con una necesidad muy fuerte de unir las cosas que escribía a la música, algo que por diferentes razones no se terminaban de dar, con el teatro y lo familiar muy presente", explicó Wolff, actualmente parte del elenco estable de la Comedia Nacional.

Tras un mensaje de Facebook y una serie de conversaciones, se comenzó a concebir un disco casi en tiempo récord. "En la primera semana de diciembre le mostré las canciones hechas y Alejandra me dijo que quería hacer las letras. Vimos lo que tenía, colocamos a cada una y el 24 de diciembre ya le estábamos acercando a (el sello discográfico) Bizarro el disco maquetado", aseguró Brikman. En dos meses, el disco estaba conceptualizado, y en febrero se grabó. A los ocho meses, el disco Primer ángel ya está en la calle y hay una fecha para presentarlo en la Sala Zitarrosa: mañana a las 21. Se trata de un trabajo que destaca a las personalidades que hacen al núcleo del proyecto (la voz y las letras de Wolff, la producción de Brikman) y que en su conjunto conjura algo de ese pasado de rock noventero que marcó tanto a Brikman como a Wolff, al menos en parte importante de su desempeño artístico. "El sonido de este disco tiene algo de lo que era ser jóvenes en nuestra época, en los noventa y en Montevideo", apuntó el músico. Wolff complementó el concepto diciendo que "es un puente atemporal. Es un disco con esas referencias pero hecho hace dos meses. Creo que es de allá y es de acá, no algo nostalgioso, porque estas son cosas que estamos diciendo ahora".

Más allá de las variantes y matices esperables de un disco contemporáneo, pocas veces 100% etiquetable, el trabajo se apoya tanto en la voz de Wolff como en la personalidad de Brikman, a quien de todos modos probablemente no se le había visto –al menos, plasmada en disco– la capacidad de poner su intensidad metalera extrema al servicio de un producto más volcado al rock de raíz más accesible (a lo que directamente podríamos llamarle "pop"). Brikman, quien se hizo cargo de todo el proyecto desde la producción musical apoyada en búsquedas diferentes hasta la gestión, reconoció que "yo no tuve que dejar de ser yo, sigo con mi mismo sonido, pero en un concepto mucho más rock, que toda la vida tuve pero al que limité mucho. Esto es muy natural para mí".

A lo largo de Primer ángel lo que se percibe es naturalidad: tanto en los rocks más esperables como en los reggaes o las baladas, la fórmula parece funcionar con la misma naturalidad con la que el proceso sucedió: la producción y los arreglos de Brikman se ensamblan a los registros de Wolff, que son propios del rock y probablemente no sonarían en otro género con tanta efectividad.

"Esto está hecho para viajar y para salir del doloroso gueto en el que está el rock. Volver al pop, al punk, al jazz rock, a Led Zeppelin, a los Sex Pistols y a Chick Corea o Billy Idol. Este es nuestro aporte para salir de esto", cerró Brikman, con la promesa de estrenar un nuevo tema en vivo, el primero que explicitará la continuidad de un proyecto con futuro inmediato asegurado.

Populares de la sección

Acerca del autor