Las 10 extensiones de Chrome sin las que no puedo vivir

Desde hacer una captura de pantalla al instante hasta “guardar” todas las pestañas abiertas para leerlas después, estos pequeños programitas facilitan la vida

Cada vez que escucho a alguien decir “no puedo vivir sin”, hago el ejercicio de pensar cómo vivía antes de tener aquello ahora imprescindible. Y esta vez me toca a mí; durante décadas vivimos sin internet e incluso cuando la red de redes desplegó sus tentáculos y nos sedujo a todos, lo único que conocimos durante muchos años fueron navegadores como Netscape o Internet Explorer, que en su momento eran maravillas de la tecnología moderna y ahora recordamos como carretas pesadas y poco funcionales.

Hace un tiempo -poco pero parece mucho- los navegadores inventaron unos pequeños programitas que funcionan dentro de ellos y que permitan ampliar sus funciones agregando mil y una tareas útiles. Para mi sorpresa hay todavía muchas personas, incluso grandes surfeadoras de la web, que no tienen idea de qué es una extensión, mucho menos de para qué sirven.

Todos los días pruebo alguna extensión nueva y todos los días borro alguna que no sirve para nada. Cada tanto tengo que hacer limpieza, porque cada uno de estos programitas pesa –poco pero pesa- y si se instalan demasiados terminan haciendo más lento al navegador y hasta generan fallas inesperadas.
Hoy en día todos los grandes navegadores (Chrome, Mozilla, Explorer, Safari y Opera) tienen extensiones.

Explorer fue el primero que las habilitó en 1999 y Mozilla lo ha hecho desde 2004, pero la realidad es que estas herramientas se han popularizado en los últimos tiempos de la mano del “mercado” de Chrome (algo así como la App Store de Apple, llamada Chrome web store) pero solo para extensiones y aplicaciones que funcionan en el navegador. Allí, y también en los otros mercados como el de Mozilla, además del renovado de Internet Explorer que cada vez ofrece mejores opciones.

Estas 10 extensiones se han convertido en mi mano derecha en la web, aquellas a las que vuelvo todos los días para simplificar una tarea o para guardar una lectura favorita o para evitar el caos de mil pestañas abiertas que nunca se leen. Si nunca usó extensiones, intente con una y descubra si le simplifica la vida. Tal vez se vuelva un converso, como yo.

Awesome Screenshot

Una genialidad en envase pequeño, esta herramienta permite tomar capturas de pantalla (imágenes en .jpg o .png), recortarlas, hacer comentarios sobre éstas y borrar o “nublar” ciertas partes.

Una vez que se captura la zona deseada (o el sitio web completo) se abre una nueva pestaña en la cual se pueden utilizar otras funcionalidades como realizar anotaciones con texto o flechas o formas geométricas (de diferentes colores) así como resaltar texto con un highlighter virtual o borrarlo.

Cuando la imagen está pronta se puede guardar en la computadora o en un disco externo, imprimirla directamente o guardarla en el propio servicio Awesome Screenshot, para lo cual hay que crearse una cuenta (se puede usar la de Google). Las capturas se almacena en forma gratuita pero solo se puede crear un proyecto. Si se necesitan más hay un costo mensual. Luego de guardada la imagen se genera un link para compartirla.

Evernote

Esta es la extensión de un servicio mucho más amplio, que permite organizar todo lo imaginable: notas, documentos, tarjetas de negocios, lecturas, links, sitios webs, PDF’s, imágenes, links y un etcétera en el que no abundaré.
Basta con decir que esta extensión permite guardar en Evernote cualquier elemento que veamos en Chrome, en pocos segundos. Al presionarlo se almacena en un cuaderno determinado y bajo las palabras clave que cada usuario elija. Es algo así como un capturador de cosas interesantes.

Más allá de esta extensión, Evernote es una herramienta infernal sobre la que puede leer más aquí para dominarla. Si aprende a usarla y tiene paciencia para explorar sus recovecos, le ahorrará mucho tiempo en este enorme universo de la web en el que todo se encuentra con la misma facilidad con la que todo se pierde.

OneTab

Si usted es del tipo “abarcador”, es decir de esos seres humanos que piensa que podrá hacer todo lo que agregó el día anterior en su lista de pendientes, entonces esta extensión le resultará útil cuando deba caer en la triste realidad de que nunca jamás da el tiempo para hacer en un día lo que uno había planeado. Hablo desde mi más triste y repetida experiencia; todos los días comienzo a acumular pestaña tras pestaña abiertas en mi Chrome, con links de notas y documentos y sitios web que TENGO que leer. Y al final del día casi todos siguen abiertos…sin leer.

One Tab permite, de un plumazo, convertir ese montón de pestañas en una sola. Al cliquear sobre su ícono (algo así como un ¿embudo?) desaparecen todas las pestañas abiertas y se genera una lista que las integra a todas. El sistema permite guardar varias colecciones de pestañas que esperan por ser leídas.
Lo mejor de todo es que si usted está en el trabajo y generó una colección de OneTab, puede crear una URL, enviarla por mail y luego leer de noche todas las pestañas que esperan por usted.

Feedly

Desde que Google mató al prehistórico pero utilísimo Google Reader, Feedly se convirtió en el agregador o lector de RSS más práctico y efectivo que encontré. Si no sabe lo qué es un RSS, no importa. Basta que entienda que este servicio –y su extensión para Chrome- permiten centralizar todas las actualizaciones de portales web, blogs y cualquier otro tipo de sitio en cuyo contenido esté interesado. Si usted es un aficionado a la Astronomía y quiere saber si la web de la NASA publicó algo nuevo y no tiene tiempo para revisarlo cada día y a cada hora, Feedly lo hace por usted. Cuando ingresa a este servicio, verá todo lo nuevo de NASA.

Solo tiene que cargar las URLs de los sitios o blogs que desea que Feedly monitoree y se encargará de hacerlo todo el tiempo para que usted lo revise cuando tenga un rato libre. Se puede unir directamente con Google.
No por casualidad David Pogue, ex periodista estrella de tecnología del New York Times y ahora de Yahoo, dijo sobre este servicio: “Si todavía comienza su mañana revisando una serie de sitios web, está perdiendo tiempo y energía. Lo que necesita es Feedly”.

Read Comfortably (Lea confortablemente)

Si es un gran lector en pantalla, esta extensión será su oasis de paz. Con solo apretar su botón (que es un pequeño sillón, de esos ideales para tirarse a leer tranquilo) limpia toda la página de baners, colores y de mil y una tonterías que distraen de lo que uno realmente quiere hacer –a veces- en Internet, que es leer.
También se pueden guardar artículos para leer más tarde, pero yo para eso uso Pocket.

Quienes tienen Kindle pueden usar esta extensión para “enviar” artículos directamente a ese dispositivo, en unos pocos pasos.

Hola

Esta extensión se convertirá en su mentiroso favorito. Lo que hace es básicamente mentir para que un sitio web (como el de un canal de TV del exterior o un servicio de streaming de video, por ejemplo) “crea” que usted está en Estados Unidos o en Inglaterra, por dar dos ejemplos, en vez de en Uruguay, donde nunca podría ver esos contenidos.

Cada vez que se frustre cuando le aparece el mensaje “Este video no puede verse en su zona”, intente con Hola y, en la mayoría de los casos, le hará un “ábrete Sésamo” instantáneo.

Diigo

Otra pequeña maravilla que colabora con la lectura online. Si bien este servicio tiene varias funciones, la que me parece mejor y uso todo el tiempo es el resaltador virtual que permite marcar los pasajes más importantes de un artículo o documento y que además los deja grabados en la memoria de Diigo. Como cuando en el liceo utilizaba el resaltador para marcar los párrafos que debía recordar para el examen.

Luego, lo que usted resaltó (o anotó, porque también se pueden pegar notas al estilo Post it) se pueda volver a ver cuando ingrese a ese sitio o página web.
Para utilizarlo se necesita una cuenta en el servicio y además de la función de resaltador (que viene en cuatro colores, como en la escuela!) propone otras tales como guardar el artículo, tomarle una captura y algunos más de buena utilidad.

My Permission Cleaner

Es un gran ayuda memoria que muestra todos los servicios, redes, herramientas y sitios ignotos a los que les dimos permiso para que accedieran a nuestra cuentas. Por ejemplo, ¿sabe cuántos de estos servicios tienen algún tipo de permiso para acceder a su cuenta de Google y, en todo caso, para hacer qué?

My Permisssion Cleaner le da un reporte sencillo para que vea qué permisos dio y pueda revocarlos o cambiarlos.

Send to Kindle

Para quienes usan este e reader de Amazon, esta es una extension perfecta. Todo lo que ven en la web y no pueden leer pero piensan que podrán hacerlo el fin de semana en la comodidad del hogar y con el Kindle entre mano, pueden enviarlo automáticamente a este dispositivo con esta extension.

Screencastify

Ideal para hacer tutoriales en video, docentes, alumnos o amateurs que aspiran a la fama youtubera encontrarán en esta extensión una herramienta fácil de usar. Basta apretar el botón de Screencastify para que se comience a grabar un video de todo lo que usted está haciendo en el navegador o incluso fuera de él.

Es la extensión que voy a usar ahora mismo para que usted pueda ver cómo funcionan estas 10 elegidas en la columna de El Observador TV.

Entre los parámetros que puede ajustar de antemano están:
-si quiere grabar solo lo que está dentro de la pestaña de Chrome en la que se encuentra o lo que está haciendo en toda la computadora
-la calidad del video que obtendrá
-si lo quiere con o sin audio

La versión gratuita permite grabar hasta 10 minutos de video por vez, los descarga en un formato algo complejo de transformar (webmd) e incluye un logo del servicio en el video final. Para evitar estos inconvenientes hay que optar por la versión paga.


Comentarios

Acerca del autor