Las marcas van por los niños

A través de redes sociales y juegos online, las marcas intentan atraer a niños. ¿Qué tener en cuenta?
Por Casey Seidenberg, The New York Times

He visto a mi hijo publicar en sus redes sociales imágenes de él simulando que se vuelca una bebida energizante sobre su cabeza, enviar tarjetas de San Valentín hechas por empresas de comida rápida y votar por un nuevo sabor de papas fritas para un restaurante. Estas campañas no son las pasivas publicidades de mi niñez. Estas son estrategias inteligentes a través de las cuales las corporaciones alcanzan a los niños y los adolescentes, alentándolos a interactuar con su marca y así publicitarla con el resto de sus amigos.

Lo de las tarjetas de San Valentín parece ser relativamente inocente, pero ¿manipular una imagen en redes sociales de verdad lleva a los niños a consumir estos productos con mayor frecuencia?

Según las investigaciones, la respuesta es que sí. Se ha comprobado que publicitar comida chatarra a los niños es efectivo en el sentido de que aumenta sus preferencias por adquirir los productos que ven en las publicidades.

Muchas cosas hacen que los niños sean susceptibles a la publicidad, incluso la presión de sus pares.
En 2007, una empresa de refrescos estadounidense lanzó una campaña especial donde niños y preadolescentes participaban de un juego online para crear un nuevo sabor para la marca. En la fase siguiente, se animaba a los usuarios a reclutar a otros para votar por los finalistas en los sabores favoritos. No mucho después de que la campaña finalizara, una publicación especializada en comercio y mercado ubicó al nuevo sabor de esta marca como el número uno entre los preferidos por preadolescentes.

Yo creo que mis hijos están a salvo de la influencia de los publicistas. Hemos discutido frecuentemente como los anuncios emitidos durante la Major Ligue de Baseball son simplemente espacios pagos por compañías que buscan que los consumidores compren su producto. Pero cuando mis chicos recitaron una larga lista de marcas con las que regularmente tienen contacto, entendí que una nueva conversación se había instalado.

Con información del Centro Rudd Yale para la Política Alimenticia y Obesidad, la Comisión Federal de Comercio, Common Sense Media and Digital Ads, mis hijos y yo estamos ahora instruidos en las tácticas que las marcas usan para llegar a audiencias más jóvenes y crear consumidores para toda la vida. Tal vez, conociendo las siguientes estrategias, se tomarán una pausa la próxima vez que busquen una botella de energizante.

Entornos de inmersión


Las empresas utilizan juegos, animaciones y realidad virtual para convencer a los consumidores que lo que están viendo o jugando no es el marketing propiamente dicho. Por ejemplo, algunas compañías de cereales han creado juegos-publicidad, donde los productos fueron incluidos cuidadosamente, donde los códigos para llegar al siguiente nivel se encontraban en las cajas de cereales, y donde los jugadores podían entrar en una nueva área únicamente invitando a sus amigos a formar parte del juego.

Marketing móvil


Cuando los clientes descargan aplicaciones de una empresa, esa marca puede llegar a ellos a través de las notificaciones y de la localización por GPS. Estos esfuerzos están diseñados para desencadenar compras inmediatas en el momento en que los consumidores se acercan a tiendas específicas o restaurantes de comida rápida. Algunos restaurantes, por ejemplo, envían cupones a los teléfonos celulares de los estudiantes cuando salen de la escuela.

Redes sociales

Las marcas realizan un seguimiento de los clientes en sus redes sociales para entender su comportamiento al comprar e identificar los factores de influencia que ejercen sus pares. Una empresa, por ejemplo, creó una exclusiva red social a la que se accede solo por invitación, para los usuarios más influyentes, donde los seguidores más fieles podían apoyar los productos al lanzarlos al mercado.

Recopilación de datos


Si los clientes dan a las empresas acceso a sus contactos o información personal a través de aplicaciones móviles, ellos pueden analizar los datos para llegar a mejores clientes potenciales. A continuación, pueden ofrecer uno de estos productos de forma gratuita en eventos dirigidos hacia los intereses de ese cliente.

Un dispositivo que incentiva a los niños a comer

Incluir los vegetales y otros alimentos sanos en la dieta de los niños puede ser difícil para los padres por su aversión a este tipo de comidas. Sin embargo, un prototipo ideado por desarrolladores argentinos podría terminar con ese problema de una buena vez.

El dispositivo en cuestión se llama Yumi y su premisa es sencilla: a través de un plato interactivo que va cambiando a medida que se va vaciando, el niño va acumulando puntos de experiencia que luego podrá utilizar en aplicaciones móviles.

Además de los "premios", Yumi va generando juegos de luces y animaciones para atraer toda la atención al plato.

Rodrigo Gorosterrazu, desarrollador de Yumi, explicó al sitio Wired que el plato interactivo está conectado vía Bluetooth al celular de los padres, por lo que podrán tener un monitoreo constante de, entre otras cosas, lo que tarda su hijo en comer.

Populares de la sección