Les Luthiers: Un premio a medio siglo de risas

El grupo será condecorado con el Princesa de Asturias
Les Luthiers es un clásico que ya lleva medio siglo de éxitos. El peculiar grupo de humor musical, cuyos desopilantes personajes han hecho llorar a carcajadas a varias generaciones, consiguió el premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades 2017, que les será entregado en octubre de manos de los reyes de España, justo en el año en que el grupo cumple 50 años de vida.

De impecable traje smoking e infaltable moñito negro, Les Luthiers creó un estilo único que mezcla personajes hilarantes, exquisita música de cámara y un humor inteligente y popular servido en bandeja de plata.

Nacido en el seno de la universidad donde se conocieron sus primeros siete integrantes, el grupo perdió prematuramente al fundador, Gerardo Massana, en 1973. Luego se apartó otro de los grandes compositores y actores, Ernesto Acher, para volcarse enteramente a la música con su grupo La Banda Elástica.

En agosto de 2015 Les Luthiers perdió a uno de sus integrantes de mayor genio y gracia en el escenario con la muerte de Daniel Rabinovich, un duro golpe al grupo.

Él y Marcos Mundstock, el veterano locutor radial de música clásica, formaron la pareja de mayor tono humorístico de la compañía. La terapia de grupo fue redoblar la apuesta sobre el escenario, con más humor de sello inconfundible.

El secreto del éxito

Sutilezas, dobles sentidos y juegos de palabras sin golpes bajos, fueron una receta para el éxito de inolvidables personajes. Su riqueza de lenguaje y un léxico algo elevado no le han impedido hacer humor popular al convertir en parodias situaciones cotidianas de la gente común, lo que le valió un éxito que trascendió las fronteras argentinas.

Creadores de desopilantes personajes de fantasía como Johan Sebastian Mastropiero, Les Luthiers es una rara mezcla de humor latino que breva de la tradición de los Hermanos Marx, Jerry Lewis, Peter Sellers y Cantinflas.

"Lo que hacemos tiene la aspiración cultural de provocar las risas con altura", explica Mundstock con la voz acartonada y solemne con la que parodia la falsa impostura arriba del escenario.

Han conquistado público de toda América Latina y completado largas giras en Europa, sobre todo en España, dejando tras de sí un tendal de risa. En 2011 recibieron, entre muchos otros galardones, el Grammy Latino a la excelencia musical.

En 1980 dieron una de sus funciones inolvidables en la Avery Fisher Hall del Lincoln Center de Nueva York en un espectáculo traducido íntegramente al inglés. Y en 1986 subieron por primera vez a las tablas del Teatro Colón de Buenos Aires, donde 6.000 espectadores los ovacionaron de pie.

Pero, ¿qué es Les Luthiers? Es humor musical "hecho a mano" como sus instrumentos, donde un tonel se convierte en un chelo, una bicicleta en una trompeta y hasta un inodoro puede sonar como una tuba.
"Somos la combinación de un producto elaborado que pretende manejar más ideas que cosas burdas y con eso lograr un espectáculo de dos horas, donde haya carcajadas cada veinte segundos", dice Mundstock. Y vaya si lo logran.

Fuente: Basado en AFP

Populares de la sección