Lista negra de hinchas violentos genera dudas en los clubes

La AUF pide que se regule cuánto tiempo debe durar la sanción

La conformación de la lista de hinchas violentos, uno de los puntos claves del plan del gobierno para ponerle fin a la violencia en el deporte, todavía genera dudas en los clubes de fútbol y, según dijo el director de la recientemente formada comisión de seguridad de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), Rafael Peña, todavía hay instituciones que no aportaron la suya.

Esta lista se elabora a partir de dos fuentes: por un lado, la información de personas que fueron procesadas por delitos asociados a la violencia en el deporte, y por el otro la que aportan los clubes con aquellos hinchas de los que, si bien no fueron procesados, hay suficiente información para identificarlos como violentos.

Uno de los puntos que más preocupa a la AUF respecto a la lista que aportan los clubes es cuánto tiempo debe permanecer una persona en ella y a partir de qué fecha se toman en cuenta los hechos de violencia. Sin embargo, para el asesor letrado de la Comisión de Violencia en el Deporte del Ministerio del Interior, Celestino Conde, “es una sorpresa que los clubes sigan teniendo dudas al respecto”, y una prueba más de que “no tienen aceitada la costumbre de aplicar el derecho de admisión”.

Así, mientras que para el asesor del Ministerio del Interior son los propios clubes quienes deberían definir cuánto tiempo permanece un hincha violento en ella, en la Comisión de Deporte del Senado, Peña dijo que sería bueno regular este punto porque “ no ha sido determinado”.

Peña, quien fuera director para América Latina de Interpol, lidera la comisión de seguridad de la AUF que fue presentada unos días antes de que inicie el campeonato. El equipo, en el que también trabaja el ex subdirector general de la oficina de Lucha Contra el Crimen Organizado e Interpol de Uruguay, Gustavo Mariossa, ha estado abocado desde que inició su actividad a pedirles a los clubes que envíen su lista de hinchas violentos.

Antes de este requerimiento, Nacional no tenía pensado armar una lista de violentos hasta conocer la que había armado el Ministerio del Interior, algo que no podía ocurrir porque esa información es reservada, y Danubio, Rampla, Cerro y Defensor ni siquiera sabían que tenían que presentar una.

Fue entonces que en los últimos días Nacional aportó una lista en la que se identifican 20 hinchas violentos y Peñarol presentó la suya en la que identifica a 19 cabecillas, entre otros que tienen un rango menor en la barra brava.

“Las dudas en los criterios son el precio a pagar por tanto tiempo desperdiciado”, criticó Conde, y apuntó que a pesar de eso “se ha avanzado mucho en los últimos meses”. “Hace nueve años que soy asesor del ministerio y me parecía descabellado que la AUF no tuviera un equipo de seguridad; ahora sí tenemos interlocutores que entienden la mecánica”, valoró.

Lista visual

Según explicó el jefe de seguridad de la AUF, una vez que estén en funcionamiento las cámaras de reconocimiento facial, a finales de marzo, la lista de violentos que no podrán ingresar a los estadios podrá crecer más allá de la información que aporte el Ministerio del Interior o la propia asociación de clubes.

Si un hincha comete algún acto de violencia en un estadio, su rostro quedará registrado, de modo de frenar su ingreso en otra oportunidad. A diferencia de aquellos que forman parte de una lista negra, estos no figurarán con un nombre y número de cédula, por lo que podrán comprar entradas, pero al llegar a un estadio serán identificados por una cámara y se les negará el acceso en el lugar, dijo Peña.

Debido a que estas cámaras pueden tener un margen de error, y el software identifica con un grado de certeza que no es concluyente, la AUF quiere evitar que personas inocentes queden fuera de los estadios. Para eso, estudia crear un área con mayor vigilancia, de modo que aquellos hinchas “dudosos” puedan asistir y a la vez ser observados para evitar que cometan actos de violencia.

¿Cómo salir de la lista?

Para determinar cuánto tiempo debe permanecer en la lista de personas violentas del Ministerio del Interior, se utiliza el criterio de un magistrado que, según marca la ley 17.951, debe establecer como medida cautelar la prohibición de ingresar a cualquier evento deportivo por un plazo que va de cero a 12 meses para personas sin antecedentes de violencia en el deporte, y hasta dos años para aquellos que sí los tengan.

En el caso de la lista de los clubes, son estos los que pueden elegir el tiempo de prohibición, que puede ser de por vida.

Sin embargo, el abogado y constitucionalista Ruben Correa Freitas dijo que si un hincha entiende que fue injustamente incluido en una de estas listas, puede utilizar el recurso de habeas data comprendido en la ley 18.331, para solicitar que le expliquen por qué fue puesto allí y pedir ser removido si se demuestra ante un juez que no corresponde estar incluido.

Por su parte, el también constitucionalista Martín Risso, dijo que alguien que fue incluido podría argumentar que existe una violación al principio de proporcionalidad, que establece que la sanción no puede ser desmedida. Así, si un hincha es incluido en una lista por cánticos agresivos y se le prohíbe el ingreso de por vida a estadios, este puede argumentar que la medida fue excesiva, lo que tendrá que demostrar ante un juez.


Populares de la sección

Acerca del autor