Listas negras de la AUF: se sabe cuándo se entra pero no cuándo se sale

El organismo aún no estableció un criterio en las sanciones para los violentos en el fútbol
Cuando los hinchas que encendieron bengalas en el último clásico vayan a ver al club de sus amores, se enterarán de que pasaron a integrar una lista negra que los dejará fuera de las canchas por un tiempo. Lo mismo le ocurrirá al parcial de Nacional que en el mismo encuentro llevó una bandera de Peñarol, y que al estar identificado con nombre y cédula de identidad, ni siquiera podrá comprar entradas.

Pero cuando ellos pregunten cuánto tiempo durará la sanción, ni la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), ni el club del que son hinchas, podrán darles una respuesta. Porque la AUF aún no ha creado una normativa que fije cuánto tiempo debe estar una persona en la lista.

Actualmente es el área jurídica de la AUF la que define el tiempo de sanción, teniendo en cuenta cada caso puntual. En cuanto a los hinchas que llevaron bengalas y banderas, la AUF todavía no ha tomado una resolución sobre el tiempo de la sanción, aunque espera hacerlo la próxima semana.
Según dijo el jefe de seguridad de la AUF, Rafael Peña, es esperable que el hincha de Nacional que llevó la bandera de Peñarol tenga un castigo mayor, al de quienes ingresaron bengalas, ya que se trata de una "actitud de provocación" a la hinchada rival.

Peña dijo que es posible que la AUF termine creando una "comisión de disciplina" para definir la situación de hinchas vinculados con la violencia en el deporte, al tiempo que esperan generar una normativa que permita conocer de antemano el tipo de sanciones al que se expone una persona si comete algún tipo de infracción.

Actualmente, cuando un hincha se ve impedido de comprar una entrada por estar incluido en la lista negra, recibe en la misma casa de pagos un teléfono en el que puede consultar la razón por la que figura allí, y cuánto tiempo durará la sanción.

La lista negra de hinchas es una de los pilares de la estrategia del gobierno para poner fin a la violencia en el deporte. Ésta se conforma a partir de dos fuentes: por un lado la información que aporta el Ministerio del Interior en base a personas que fueron procesadas por actos de violencia en el deporte, y en donde un juez dispuso –como establece la ley 17.951- una medida cautelar de no ingresar a un estadio por un período máximo de dos años; y por el otro, a partir de la información aportada por los clubes sobre sus propias hinchadas, o por la AUF.

En este segundo caso, el órgano rector del fútbol uruguayo exhorta a que cada equipo establezca la fecha de salida de la lista negra.
Sin embargo, para el responsable de seguridad de Peñarol, Jorge Ruibal Pino, no es el club quien tiene que definir cuánto tiempo debe permanecer un hincha inhabilitado para ir al fútbol, sino que la AUF debe establecer "un procedimiento determinado para salir" de la lista negra. "Debemos darle garantías para que el que quiera ir a la cancha para ver fútbol, y no para hacer otros negocios, pueda ir" opinó Ruibal.El Observador intentó sin éxito contactar al responsable de seguridad de Nacional.

La lista se agranda

En tanto, el lunes 10 el órgano rector del fútbol uruguayo presentó una denuncia penal contra una persona que pretendió ingresar al partido entre Nacional y Wanderers utilizando una entrada adulterada. Según dijo Peña, el martes se definirá la situación judicial de esta persona, aunque, en paralelo, la AUF analiza si esta conducta implicará que sea incluido en la lista negra.

Además, durante este mismo partido las cámaras de reconocimiento facial del Estadio Centenario lograron filmar a un grupo de hinchas que intentaron forzar una puerta de la tribuna Colombes que da acceso al foso. Según dijo Peña, estos hinchas, que pretendían colgar una bandera del alambrado, serán identificados para que luego el área jurídica de la AUF defina si corresponde una sanción.
Pero la información que maneja la AUF sobre hinchas violentos va más allá de lo que sus cámaras puedan registrar. Según dijo Peña a El Observador, frecuentemente se solicita información a la Policía sobre hinchas de fútbol que son detenidos por actos de violencia en el deporte pero que no llegaron a ser procesados.

Por eso, están analizando la situación de las 110 personas detenidas durante el pasado clásico por distintos hechos de violencia, a pesar que sobre ellos no recayó ninguna responsabilidad penal.
Además, Peña dijo que han recibido información de hinchas tanto de Nacional como de Peñarol que llevaban armas o drogas en los ómnibus con los que viajaban a ver encuentros en el interior del país. El responsable de seguridad de la AUF dijo a El Observador que si bien en estos casos "no han tenido trascendencia judicial" se trata de un evento "de importancia e implica un determinado comportamiento" de parte de los hinchas implicados.

De todas formas, Peña insistió acerca de que cada caso debe ser analizado de forma individual, para "lograr ser justos".


No pudieron usar las cámaras en el Tróccoli

Las cámaras de reconocimiento facial móviles, que la AUF pretendía llevar el sábado al estadio Tróccoli, no fueron utilizadas en el partido de Nacional contra Cerro. El jefe de seguridad de la AUF, Rafael Peña, explicó a El Observador que el equipamiento aún no se puso a disposición del Ministerio del Interior porque no está asegurado contra daños ni accidentes. "Las compañías de seguros están tardando en evaluar nuestra situación y cotizarnos el servicio", dijo. Y agregó: "Son seis cámaras de US$ 80 mil cada una, no nos vamos a arriesgar a sacarlas sin seguro". Peña cree que para la próxima semana el problema podrá resolverse.

Por otro lado, las imágenes captadas de los hinchas que llevaron bengalas al clásico es para la AUF, una información incompleta. Por eso, a pesar de que las cámaras podrían identificarlos, la AUF prefiere dejarlos entrar al estadio y anotar sus datos completos cuando se presenten. De esta forma, se los podrá filtrar desde el momento en que pretendan comprar entradas, algo considerado clave para frenar el ingreso de violentos al fútbol. Porque hasta ahora, solo el Centenario tiene cámaras. De no anotar sus cédulas, podrían ingresar a las canchas que no tengan cámaras.


Populares de la sección

Acerca del autor