"Lo de EEUU fue una especie de alerta temprana"

El embajador uruguayo ante Naciones Unidas dijo que la intención de Estados Unidos fue alertar sobre la situación de Venezuela
¿Cuándo fue que le solicitaron la reunión de ayer por Venezuela?
Fue el lunes a través del mecanismo de "otros asuntos" que se utiliza cuando se quiere discutir un tema que surge sobre la marcha sin tener que ir por otros procedimientos de modificación del programa. Lo que tiene que quedar claro es que Venezuela no está en la agenda del Consejo de Seguridad.

¿Fue solo Estados Unidos el que solicitó?
Sí, fue Estados Unidos?

¿Cuál la razón de Estados Unidos para llamar a una consulta cerrada por Venezuela?
Fue básicamente por la preocupación de la situación humanitaria en Venezuela, desde el punto de vista de la diplomacia preventiva. Cuando hay dificultades o serios problemas de derechos humanos son indicativos de un posible deterioro de la situación de seguridad. Entonces en lugar de esperar hasta último momento lo que se pretendía es empezar a conversar el tema. Una especie de alerta temprana.

¿Para usted eso era previsible o lo tomó por sorpresa?
Por sorpresa no me tomó porque nada de eso sucede el lunes. Ese día presentaron la nota. Lo estuvimos discutiendo y conversando mucho tiempo, tratando, preferentemente, que no hubiera sido presentado. Pero Estados Unidos entendió que sí. Nosotros entendemos que hay trabajo en la región y que es mejor dejarla trabajar. Y evitar las hostilidades que siempre causan presentaciones de este tipo por parte de Estados Unidos.

¿La reunión se desarrolló con normalidad?
Sí. Fue una reunión que llevó una hora y media. Somos quince miembros y todos hablaron. Hubo un grupo de países para quienes no existe en Venezuela un riesgo de quebrantamiento de la paz y seguridad internacional y el tema de derechos humanos no debe ser abordado en el Consejo de Seguridad. Para eso las Naciones Unidas tiene organismos especiales. Y habemos otros países que decimos que no reconocemos limitación de foros para discutir temas de derechos humanos ni reconocemos la excusa de la jurisdicción doméstica como para impedir la discusión de un tema de derechos humanos. En eso Uruguay tiene una posición formada desde hace mucho años. Pero en este caso preferíamos la ruta de los organismos regionales y dimos lectura de varios de los comunicados que Uruguay firmó y emitió en las últimas semanas.

¿A Estados Unidos lo acompañó alguien en su postura?
Inglaterra normalmente acompaña. Pero hablando con mucha cautela de la prevención y de no esperar hasta último momento para que una cosa se descompense para recién ahí actuar. Pero los otros europeos estaban un poquito más cautos.

¿Se llegó a hacer algún planteo específico?
No. Estados Unidos no pidió ninguna acción. No pidió la inclusión del tema en la agenda del Consejo. Simplemente fue una conversación para, al mismo tiempo, darle auspicio a la reunión de la OEA e insistir en la necesidad de evitar que una situación de inestabilidad degenere en conflicto.

Populares de la sección

Acerca del autor