"Los recortes en educación no son parte del acuerdo" con Vázquez

El diputado advirtió que, en ocasiones, el FA baila al ritmo de los grandes medios
El diputado del Partido Comunista (PCU), Gerardo Núñez, advirtió que el Frente Amplio no acordó con el presidente Tabaré Vázquez postergar ningún tipo de gastos en el área de la educación y consideró que el Poder Ejecutivo debería meter mano en "el capital" y gravarlo con mayores impuestos y terminando con las exoneraciones del Impuesto al Patrimonio.

Núñez –quien sustituirá en la Cámara al renunciante Óscar Andrade, que volverá a militar en el Sunca– dijo que siente "preocupación y bronca" frente a los magros salarios que ganan miles de uruguayos, pero consideró que buena parte de esa culpa la tienen los empresarios y las anteriores administraciones blancas y coloradas. Por otra parte, el parlamentario dijo que desde el Poder Ejecutivo hay cosas que no son fáciles de digerir para el Frente Amplio como, por ejemplo, las críticas a los regímenes "progresistas" de la región.

"Hay que reconocer que se dan señales contradictorias en momentos en los que no se puede estar bien con Dios y con el diablo. O estás con los pueblos latinoamericanos que se enfrentan al imperialismo luchando por su independencia, respetando sus formas, defendiendo la democracia, o estás con Estados Unidos y su política intervencionista", afirmó el legislador.
A continuación un resumen de la entrevista con El Observador.

¿Cuál es la mirada de un comunista de la recientemente decidida suba del IRPF? El aumento regirá para los que ganan más de $ 50 mil nominales? ¿Es esa una decisión popular?
Lo más importante es que el Frente Amplio pudo discutir y elaborar en conjunto con el Poder Ejecutivo cambios que mejoraron sustancialmente la propuesta inicial. Se escuchó a la fuerza política y hubo correcciones con Tabaré Vázquez encabezando el proceso y abriendo la cancha.

Los cambios en los porcentajes de deducción podían derivar en que quien antes no pagaba IRPF ahora sí pagará, o quien antes pagaba ahora pagará más.

Fue un aspecto de justicia haber logrado estos cambios y es popular porque busca favorecer las grandes mayorías, y sobre todo a las familias con menos ingresos. Y es popular porque fue notoria la lucha y los aportes del PIT-CNT para mejorar la propuesta.

El PCU y otros sectores del Frente Amplio no quieren postergar, en la Rendición de Cuentas, los gastos en la ANEP, la Udelar y el INAU. El Ejecutivo pide una alternativa para aceptar la propuesta. ¿Ustedes la tienen? ¿En qué otras áreas se puede recortar?
Hay puertas abiertas del gobierno con disposición a considerar alternativas. El recorte planteado en la Rendición es de $ 2.588 millones, y más de la mitad es en la educación pública. Desde nuestro sector tenemos una mirada crítica porque esto no fue parte del acuerdo.

Las alternativas existen si modificamos los ingresos gravando más el capital, revisamos exoneraciones al Impuesto del Patrimonio y modificamos las tasas de cálculo. En 2013 se exoneraron $ 13 mil millones. Con las modificaciones que vamos a proponer se recaudarían US$ 90 millones por año. Solo con esto daría para cubrir lo postergado y sobra.

¿Cuál es su balance de la gestión del Ministerio de Desarrollo Social?
Muy bueno. Es el ministerio más joven, arrancó de cero en cuanto a infraestructura y no solo ayudó a salir a miles y miles de uruguayos de la pobreza y la indigencia, lo que de por sí no es poca cosa. Colocó una mirada integral a la problemática de la pobreza y la riqueza, fundamental para atacar causas de exclusión y marginación profundas.

El neoliberalismo se encargó de dinamitar cuanto espacio común hubiera. La tarea es seguir tejiendo lo que rompió la derecha.

Pero, ¿qué siente cuando mira las cifras y ve que tras 12 años de gobierno del Frente Amplio, el 20% de los trabajadores gana menos de $ 11 mil?
Preocupación y bronca. Se avanzó muchísimo en materia salarial, pero con esto no estoy diciendo que como antes los salarios eran más bajos ahora está bien y hay que conformarse. No, lo que digo es que no ver el punto de partida es riesgoso, porque queda sepultado el valor de la lucha popular y las conquistas alcanzadas. Que existan salarios de $ 11 mil no solo es responsabilidad del gobierno . Muchas cámaras se abusan y ponen el grito en el cielo frente a cualquier intento de aumentar los salarios y no negocian.

Según las encuestas el Frente Amplio cayó en la simpatía de los uruguayos. ¿A qué atribuye esta caída? ¿Tiene que ver solo con un escenario económico que se presenta desfavorable?
No me guío por las encuestas. De todos modos, hay cierto enojo o malestar en la sociedad y los factores económicos inciden. Lo que pasa es que tenemos enormes deficiencias en la comunicación para mostrar todas las cosas que hacemos bien desde el gobierno. Y a veces terminamos bailando al ritmo que los grandes medios de comunicación nos imponen. Hay que reconocer que se dan señales contradictorias en momentos en los que no se puede estar bien con Dios y con el diablo. O estás con los pueblos latinoamericanos que se enfrentan al imperialismo luchando por su independencia, respetando sus formas, defendiendo la democracia, o estás con los EEUU y su política intervencionista. El Frente se ha parado bien, pero no pasó lo mismo desde algunas áreas del gobierno. Lo mismo pasa cuando se expresa la lucha de clases en los Consejos de Salarios: o estás con los trabajadores o con las empresarios. Hay cosas difíciles de explicar.

En el astorismo dicen que el Frente Líber Seregni es necesario para equilibrar las fuerzas dentro del Frente Amplio, ¿cuál es hoy la alternativa a ese polo?
No comparto que haya bloques en la interna del Frente Amplio: eso termina empobreciendo la discusión. Una cosa es juntarse con compañeros y sectores del FA para intercambiar miradas y hasta acordar determinadas posturas, y otra es instalar una lógica de bloques.

Pero hubo un "grupo de los ocho", en el que además del PCU estaban el MPP y la 711, entre otros. ¿No fue eso un intento de crear un bloque que finalmente no funcionó?
No, lo que existió fue un espacio de articulación y de diálogo que no se circunscribe a un bloque político. Los bloques generalmente recortan las posibilidades de discusión, la terminan por empobrecer y mecanizan el funcionamiento de la fuerza política. Lo que hay que hacer es romper con esas lógicas que complican el funcionamiento del Frente Amplio.l


Populares de la sección