Mayoría de centros de vacunación ya no tienen dosis contra la gripe

Privados y emergencias recibirán un encargo de la cuatrivalente a fin de mes
La segunda tanda de 100 mil vacunas contra la gripe, que llegó desde Francia el domingo 12 de junio, se acabará sobre el fin de semana, anunció el director general de la Salud, Jorge Quian. Y de acuerdo a consultas realizadas por El Observador en la tarde de ayer a 40 centros de vacunación de Montevideo, solo dos todavía tienen dosis para inmunizar a la población: el Hospital Pereira Rossell (en bulevar Artigas 1550) y el centro de Ciudad de la Costa de ASSE (en García Arocena y Seco García). El Observador intentó sin éxito comunicarse con los cuatro centros restantes en los que se administran vacunas. El MSP no hará un nuevo pedido porque los laboratorios no volverán a producir la vacuna para este año.

Sin embargo, además de la distribuida gratuitamente por el Ministerio de Salud Pública, varios centros privados y emergencias móviles tuvieron disponible una cuatrivalente contra la gripe, que se vende a un costo de entre $ 561 y $ 850. Esta vacuna también se encuentra agotada y es por eso que el laboratorio Sanofi-Pasteur –que es el que las distribuye– realizó un nuevo pedido de dosis para abastecer la demanda, que llegará el 27 de junio.

Según explicó a El Observador su director general, Hugo Dibarboure, fundamentalmente están orientadas "a empresas que trabajan sobre la prevención en el trabajo y a combatir los ausentimos", y las ofrecen a sus trabajadores.

Sin embargo, los centros de salud que lo deseen pueden comprarlas. Esta vacuna da mayor protección, ya que inmuniza contra cuatro cepas distintas del virus, frente a tres que protege la que entrega el MSP de manera gratuita.

Exitosa

La campaña de vacunación de este año fue la más grande desde que Uruguay comenzó a vacunar contra la gripe, dijeron autoridades del MSP a El Observador. La cantidad de inmunizaciones creció luego de que el MSP informara que cuatro personas habían muerto como consecuencia de la gripe, un número que luego creció a 10.

A pesar de que las autoridades sanitarias están conformes por los niveles de cobertura, consideran que lo alcanzado en la población de riesgo debe mejorar. Entre las mujeres embarazadas se inmunizaron el 33%, los niños el 24%, los mayores de 65 años el 28% y el personal de la salud que recibió la vacuna fue del 64%.

Los datos obtenidos en las últimas semanas en los siete centros centinela del país registraron una estabilización en la cantidad de personas que ingresan a los hospitales por infecciones respiratorias agudas graves.

"Se ha moderado la situación. Llegamos en un momento a tener casi 90% de ocupación de las camas de CTI de hospitales por infecciones respiratorias. Eso dejó de aumentar y tiende a bajar", aseguró Henry Albornoz, de la Cátedra de Enfermedades Infecciosas de la Facultad de Medicina de la Universidad de la República.

Sin embargo aún no se sabe cómo evolucionará la epidemia de H1N1, que es la más importante desde 2009.

Un nuevo pedido es imposible

A pesar de que la oferta de dosis no alcance para cubrir la demanda, es imposible realizar un nuevo pedido. Esto se debe a que los laboratorios dejaron de producir la vacuna porque comenzaron a elaborar las dosis para el invierno del hemisferio norte. El año pasado el MSP tuvo que tirar 50.000 porque se vencieron. Este año, el primer encargo de 500 mil dosis costó US$ 2 millones y el segundo US$ 400 mil. "Es mucha plata para tirar vacunas después", dijo Quian.

Populares de la sección