Montevideo se proyecta como una ciudad inteligente

En una reunión organizada por la Intendencia y el Instituto Uruguayo de Normas Técnicas (UNIT), se analizaron los procesos requeridos para esta transformación

"Ciudades inteligentes" o smart cities, son términos que van ocupando mayor lugar en un mundo cada vez más preocupado por el desarrollo sostenible de las ciudades y el manejo eficaz de los recursos. Varias ciudades van por ese camino, aplicando tecnologías de la información y comunicación en diversas áreas como transporte, recolección de residuos, capital social y humano y todo lo que contribuya al incremento en la calidad de vida junto a la mejora del medio ambiente.

Uruguay no quiere permanecer ajeno a esta tendencia. La semana pasada la Intendencia de Montevideo y el Instituto Uruguayo de Normas Técnicas (UNIT), organizaron una reunión para tratar este tema, en la búsqueda de futuras acciones conjuntas.

Cristina Zubillaga, directora de Desarrollo Sostenible e Inteligente de la IMM, sostuvo que se constata una creciente "efervescencia en todo el mundo" referida a estos asuntos, motivo por el que se efectúan múltiples congresos y encuentros en ciudades de la región, según relata un comunicado propiciado por UNIT.

El desafío de transformarse

Durante la reunión, Zubillaga expuso sobre el carácter "inclusivo y sustentable" que deberían tener estas ciudades. A su vez, planteó las dificultades y analizó cómo empezar a trabajar en la interacción con los ciudadanos. Destacó el planteo experimentar con Montevideo, teniendo en cuenta la corriente satisfacción y conformidad de emprendedores locales que han encontrado soluciones a diversos problemas mediante la experimentación y pruebas realizadas en la capital.

El director general de la Asociación Española de Normalización y Certificación (AENOR) y presidente de la fundación iberoamericana para la calidad, Avelino Brito, expuso en la reunión sobre el "Programa español de Ciudades Inteligentes" y presentó el "Programa de Normalización de Ciudades Inteligentes" iniciado en 2012.

Brito aludió a los desafíos que representa enfrentarse a nuevas áreas de conocimientos. En relación a la importancia de la normalización de estas transformaciones, consignó: "En la gestión de las ciudades, que contienen más de la mitad de la población mundial, y con el consumo de recursos que ello implica, evidentemente, los ahorros y gestiones eficientes son cruciales. Uno tiene que gestionar una inmensidad de recursos para resolver problemas complejísimos, procurando a su vez el desarrollo económico y el bienestar".

Destacó la importancia singular de las TICS (Tecnologías de la Información y la Comunicación) en esta gestión y las posibilidades que abren integrando múltiples aspectos y fue enfático en que la normalización es una actividad que viene a resolver problemas y facilitar el desarrollo económico desde la transparencia y participación de las partes interesadas.



Populares de la sección