Mujica y "el diario de los Peirano"

El presidente atacó al periodismo y a las familias propietarias de los canales, con las que privadamente comparte amenos encuentros y cenas

“Por su tradición El País siempre estuvo a favor de los gobiernos. Y yo pensé ingenuamente cuando el Frente ganó, ahora vamos a tener el diario más grande a favor. Siempre estuvo, hasta con la dictadura. Tiene una gran apertura para soportar, pero a nosotros no nos soporta. (…) Del diario de los Peirano no le voy a hablar, ¿para qué?”, declaró el presidente José Mujica al programa Código País.

Referirse “al diario de los Peirano”, obviamente, es intentar vincular a El Observador con los hermanos Peirano Basso, cuando en realidad estos no tienen nada que ver con el matutino. El director del diario es Ricardo Peirano, familiar de aquellos, quienes nunca tuvieron que ver con la empresa editora del diario. Mujica lo sabe y miente a sabiendas. Por más que movilice ver al presidente mentir de esta manera, es entendible que cosas así pasen cuando en un país hay una oposición débil y un gobierno con mayoría parlamentaria absoluta, que por ello no tiene excusas para atribuirle a otros las carencias, impericias e ineficiencias en la gestión. Entonces, la prensa se convierte en el primer objetivo a denostar.

¿Por qué? Porque es la prensa la que le puede preguntar a Mujica, por ejemplo, ¿qué ha hecho en estos dos años de gestión?

Nombre uno, no dos ni tres, uno de los grandes proyectos que Mujica ha logrado en mitad de su mandato. Su antecesor, Tabaré Vázquez, podría mencionar, por ejemplo, el Plan Ceibal en materia educativa. Mujica ¿qué tiene para mencionar?

En educación anda chapoteando en anuncios de giros y remociones como si sacar a los que él mismo puso en esos cargos fuera a mejorar lo que no ha mejorado ni un ápice durante este gobierno.

En la salud lo que tiene son conflictos. Por primera vez en mucho tiempo este gobierno se lleva el triste galardón de haber aumentado la mortalidad infantil.

En seguridad lo que tiene hasta ahora son sonoras conferencias de prensa donde se anuncian decenas de medidas que luego sus asesores se chocan para no contradecirlas.

En infraestructura, ¿qué gran obra tiene para exhibir este gobierno? En cambios estructurales en el Estado, ¿qué tiene para mostrar y convencer al electorado que no se equivocó cuando lo votó?

La vivienda iba a ser el buque insignia, ¿cuántas construyó?

En medio de una economía que vuela y que ayuda a tapar todas estas carencias, el gobierno puede exhibir el prolijo manejo económico que el astorismo ha hecho, pero el presidente ya se ha encargado de poner algunos comisarios políticos en lugares claves que funcionan como una especie de equipo económico del mujiquismo en las sombras.

Todas estas preguntas las hace la prensa y por eso hay que denostarla con mentiras o sugerencias insidiosas como decir que El Observador es el diario de los Peirano.

Pero no se quedó ahí el presidente. Hablando de los canales de TV, con cuyos propietarios el mandatario ha compartido decenas de encuentros y cenas, dijo que esas familias se han enriquecido y cuestionó que vayan a proliferar canales a la marchanta, toda una pantalla para ocultar lo que ya se sabe: Mujica le va a dar las señales digitales a las mismas familias que públicamente ataca.

“Si fuera por la prensa grande, no sería presidente”, dijo Mujica cuando ha sido no solo el presidente sino el político que más minutos al aire ha tenido en la historia de la televisión nacional. Las mediciones que hace la empresa Foco sobre minutos al aire en TV lo tienen a Mujica siempre en primer lugar.

El presidente remató su coloquio acerca de los medios con una frase que resume el país que el mandatario parece imaginar y que, también de alguna forma, explica su ataque a la prensa: “La gran ventaja es que mi gente no sabe leer, dijo Artigas. Y bueno…a pesar de, igual vamos andando”.

Mujica considera una ventaja que la gente no sepa leer; por eso, del presidente, no le voy a hablar más ¿para qué?


Fuente: Gabriel Pereyra

Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios