Nacionalistas en Paysandú se enfrentan al FA tras auditoría que reveló irregularidades

Sostienen que se trata de una "operación" y que los blancos en el departamento cuentan con documentos que tienen resultados opuestos
Embed

Las irregularidades de la Intendencia de Paysandú

Licencias de conducir "de regalo"

La auditoría externa detectó 93 licencias en las que no se había cumplido con, por lo menos uno de los siguientes requisitos:
  • Prueba de manejo
  • Recibos de pago de multas o de la licencia
  • Certificado de buena conducta
  • Licencia de conducir anterior o denuncia por robo o extravío

Empadronamientos

Se detectaron desvíos o "incumplimientos en los controles" de reempadronamiento de vehículos en el departamento. Faltaron constancias de domicilio y comprobantes del Seguro Obligatorio de Automóviles, certificados de Aduana, carta de empadronamiento e inspección técnica.

Multas "perdonadas"

El estudio constató multas "perdonadas a discreción", borradas de los registros o con actas que fueron enmendadas. Más de 40% de las multas no tienen verificación del SUCIVE (Sistema Único de Cobro de Ingresos Vehiculares) y más de 60% tienen defectos graves.

Motos incautadas sin comprobante de infracción

En más de 70% de las incautaciones de motos, faltan los comprobantes de que hayan existido infracciones. Además, hay enmiendas en las actas.

Expedientes mutilados

Desaparecieron expedientes que fueron mutilados o destruidos. Por este tema, el nuevo gobierno departamental de Paysandú ya presentó una denuncia penal.

Desviación de fondos de obras

El estudio detectó llamados a licitación imprecisos y disparidad entre los precios ofertados por las diferentes empresas que se presentaron. Los recursos para una obra de bacheo de calles, fueron destinados a otros trabajos totalmente diferentes, sin documentos que justifiquen la desviación del presupuesto.

Termas de Guaviyú

En las termas no hubo arqueos de caja ni control de ingresos de personas al predio, en los últimos dos años. Se detectó un faltante de $ 200.000.

Desviaciones de fondos para el Presupuesto Participativo

Los proyectos propuestos por los vecinos que ganaron el Presupuesto Participativo, no pudieron concretarse por desviaciones en los fondos. "Se asignaba dinero para una cosa pero el destino era otro", informó la web del gobierno sanducero. El ejemplo más concreto es el dinero destinado para un centro CAIF, que nunca se construyó.

Canastas alimenticias para quienes no las necesitaban

Según los resultados de la auditoría, se repartieron "cientos" de canastas a personas que no deberían haberlas recibido porque tenían sueldos superiores a los requeridos para acceder al beneficio. En 90% de los casos de la entrega de las Canastas de Emergencia hubo irregularidades en la presentación de documentación del beneficiario. El 56% de entregas en la ciudad se produjo violando el período de vigencia de la canasta. Hubo 231 canastas entregadas de forma "discrecional".

Comedores municipales

En ningún comedor municipal hubo controles de los documentos que tienen que presentar los usuarios para poder acceder al servicio.

Para la representación del Partido Nacional en Paysandú, la auditoría realizada por el actual gobierno departamental de Guillermo Caraballo es una "operación" del Frente Amplio para "manchar a las autoridades anteriores", según manifestó a El Observador el diputado sanducero, Nicolás Olivera.

Olivera aseguró que los nacionalistas en el departamento cuentan con documentos que muestran resultados diferentes a los expuestos en el estudio que el gobierno del intendente Caraballo le encargó a una empresa privada, a través de un llamado a licitación. "Acá hubo una intencionalidad. Se buscó una oportunidad para desviar la atención hacia otro lado", sostuvo.

El diputado sostiene que, a pesar de que reivindican el uso de las auditorías para generar mayor transparencia, el gobierno frentista "condujo" a la empresa que auditaba a buscar la documentación para hacer el estudio "en lugares donde no iban a encontrar la información que requerían".

El viernes el exintendente Bertil Bentos, realizará una conferencia de prensa donde presentará los documentos que contienen resultados diferentes a los del estudio.

Olivera cuestionó que la intendencia haya sacado a la luz las conclusiones en febrero, cuando estaban prontas desde diciembre. El subsecretario de la comuna, Mario Díaz, había dicho a El Observador días atrás que la demora se debió, principalmente, a las inundaciones.

La auditoría encargada por la intendencia analizó los últimos dos años del gobierno departamental nacionalista y detectó entrega de libretas de conducir "de regalo", desviaciones de fondos y multas perdonadas a discreción, entre otros puntos.

Los nuevos jerarcas están realizando cuatro investigaciones administrativas, una de las cuales derivó en una denuncia penal.


Populares de la sección