No haga planes: regresa House of Cards

La nueva temporada de la serie emblema de Netflix

Progreso, impulso hacia adelante y resolver las cosas. Esos son los tres lemas detrás de la nueva campaña de Francis J. Underwood, uno de los candidatos a la presidencia de Estados Unidos más populares del momento, incluso más que Donald Trump o Hillary Clinton. El único obstáculo que Underwood debe enfrentar para lograr su segundo mandato en la Casa Blanca será superar su condición de personaje ficticio, una obstáculo cada vez menos insuperable.

El equipo de Underwood -el personaje interpretado por el actor Kevin Spacey en la serie House of Cards-, se ha encargado que así sea. Durante la promoción de la cuarta y nueva temporada del programa, que se estrena mañana en su totalidad en Netflix, la campaña electoral de Underwood ha logrado salir de la pantalla chica y colarseen la política real, tanto en Estados Unidos como en destinos más cercanos como Argentina.

"Ahora es mi turno, Mauricio Macri. PD: gracias por la intérprete. FU", fue el mensaje que la cuenta oficial de Twitter de House of Cards le dirigió al presidente argentino luego de su discurso otorgado en la apertura de las sesiones extraordinarias del congreso argentino. El desafío a Macri vino acompañado de un mensaje del propio Underwood replicando la traductora utilizada por el mandatario argentino, con imágenes de la nueva temporada y el repaso de algunos de los eventos más recordados en capítulos pasados.

Unas semanas antes, Underwood también bromeaba con el senador argentino Federico Pinedo, quien fue designado Jefe de Estado argentino durante 12 horas debido a desacuerdo protocolar en el cambio de mando entre Cristina Fernández y Macri "Tu presidencia fue la más perfecta en la historia de la democracia. Espero tener tu apoyo el #4M", escribió el candidato demócrata, quien en la serie logró la presidencia tras llevar a cabo un efectivo plan que hizo que su antecesor renunciara y le cediera el cargo.

Pero Netflix no solo ha dedicado sus esfuerzos publicitarios a las redes sociales. Además de colar un anuncio publicitario durante uno de los debates del Partido Republicano de Estados Unidos en diciembre, Kevin Spacey dio un discurso durante la revelación de un retrato del presidente ficticio en el Smithsonian National Portrait Gallery. El cuadro reemplazo a otro de George Washington que fue removido durante 18 meses para su restauración. Una oportunidad imperdible para la campaña de "Frank" Underwood, quien, a esta altura de su carrera política, ha demostrado ser capaz de lo que sea por mantener su poder en el gobierno.

Cambio de mando

Quienes estén al día con la serie sabrán que la escena del último capítulo de la tercera temporada, plantea a futuro uno de los mayores desafíos para el protagonista de House of Cards en relación al vínculo con su esposa, Claire, interpretada por la actriz Robin Wright.

El mayor encanto de la serie, además del carisma indiscutible de Spacey en el papel, ha sido ver cómo Underwood sortea todo obstáculo en su camino hacia lo más alto de la Casa Blanca, sin importar lo inmoral o hasta ilegal de ese camino.

La serie, escrita principalmente y creada por Beau Willimon, ha tomado giros más esperables de una telenovela con tal de agregar más emoción a la ya entretenida selva política en la que Frank quiere coronarse como el más apto de la cadena alimenticia. Sin embargo, la relación entre el político sureño y su esposa ha sido uno de los puntos más interesantes a lo largo de House of Cards.

Los adelantos de la nueva temporada indican que la serie explorará aún más la relación de poderosa pareja de Washingon, al mismo tiempo que varios de los crímenes de Frank podrán salir a la luz mientras se encuentra en proceso de buscar la aceptación de un electorado que jamás lo votó como presidente.

House of Cards tendrá una quinta temporada en 2017. Willimon, quien funcionaba hasta ahora como mandamás de la producción de la serie, anunció que se abre del proyecto.

Los nuevos encargados en liderar el trabajo creativo detrás de la serie serán Melissa James Gibson y Frank Pugliese, quienes se sumaron a la serie como guionistas a partir de la tercera temporada. Ambos escritores cuentan con un pasaje laboral dentro de la escena teatral estadounidense, una elemento que Spacey –quien además es productor ejecutivo de House of Cards– podrá explotar como actor en la nueva temporada, dado su celebrada carrera como actor y director de teatro.

El reto para este nuevo equipo de líderes creativos será seguir manteniendo el interés de sus seguidores en ver cómo su protagonista supera nuevos retos, con cada vez menos escrúpulos.

Lo cierto es que, mientras Frank siga cautivando a sus espectadores con sus planes maquiavélicos, será difícil removerlo de su silla ubicada en la Oficina Oval. Como el propio presidente lo puso en un mensaje ante sus votantes: "América se merece a Frank Underwood. En tu corazón, sabés que tengo razón".

¿Qué esperar de la nueva temporada?

“Esta temporada debería ser la coronación de la serie. El maquiavelismo de Underwood estuvo en jaque en la pasada; veremos cómo navega en la actual. Esperemos no se hunda mucho en las exageraciones caricaturescas y se enfoque en las interpretaciones fantásticas de Spacey y Wright”.

Jorge Larrañaga (Senador del Partido Nacional)

“Se volvió menos creíble. Pero Kevin Spacey es uno de mis actores favoritos y con eso alcanza para estar esperando la nueva temporada”

Pablo Ferreri (Subsecretario del Ministerio de Economía y Finanzas)

“Me gustaría encontrar un House of Cards más aterrizado a una realidad muy distinta a la uruguaya pero que resultaba interesante en los manejos del poder”

Fernando Amado (Diputado del Partido Colorado)



Populares de la sección

Acerca del autor