Normalizar suministro de combustibles a la población llevará días

Lo informó la ministra Carolina Cosse; para los transportistas se necesitarán entre cuatro o cinco días de jornada completa
Después de una jornada con desabastecimiento casi total de combustible en algunas zonas del área metropolitana, este lunes la situación mejoró levemente con la reanudación de la actividad en La Tablada.
Gerardo Rodríguez del gremio de ANCAP (Fancap) dijo a El Observador que la situación sobre la tarde del lunes era "bastante diferente" a la del fin de semana.
Igualmente, en el gobierno se entiende que no será inmediato recuperar la normalidad en el reparto de combustibles.

Cosse explicó ayer que "aún con operación normal lleva varios días normalizar la situación, pero entendemos que la medida la teníamos que tomar en función que hay más de 50% de las estaciones que se quedaron sin stock".
Indicó que en el caso del supergás es necesario tener un stock que pueda abastecer la demanda de diez días. Sin embargo, la existencia actual de supergás era para cubrir dos días, añadió.
"Hay una gran cantidad de factores que implican una gran cantidad de riesgos asociados. Además hay previsiones climáticas que indican que también puede haber otros incidentes y eso lo tenemos que llevar en cuenta. La normalización va a llevar varios días", dijo Cosse.

Para Benavídes de la Unión de Transportistas de Combustible (UTC), la situación aún dista bastante de la normalidad. Según comentó, durante el lunes se cargó aproximadamente la mitad del combustible y para que el stock vuelva a la normalidad "se precisan cuatro o cinco días de jornadas completas".
Un escenario similar fue el que pintaron desde la Unión de Vendedores de Nafta. Según su gerente general, Federico de Castro, el impacto global de la medida "fue mucho más grande" de lo que imaginaban. En estos días la gremial evaluará concretamente el perjuicio económico, pero De Castro ya adelantó que están "sorprendidos".

Si bien el sindicato aún no aceptó hacer las horas extra de las que depende el sistema para funcionar a cabalidad, sí formó una guardia gremial que estuvo cargando combustible hasta las 17 horas. Luego de conocido el decreto de esencialidad, el dirigente de Fancap Aníbal Gulart indicó a El Observador que la dirección del sindicato se reunirá está mañana para evaluar la decisión tomada por el gobierno.
"Ahora opera la esencialidad", dijo la ministra Cosse ayer y por tanto los trabajadores que no la acepten serán sancionados.

En el decreto del MTSS se indicó que la normativa laboral vigente establece que en caso de interrupción de servicios esenciales, la autoridad pública podrá disponer de las medidas necesarias para mantenerlos, e incluso podrá recurrir a la contratación de prestaciones, sin perjuicio de aplicar al personal afectado las sanciones legales pertinentes.

Repudian medida

La directiva de Fancap señaló el lunes por la tarde que repudiaba la medida adoptada por el gobierno de declarar la esencialidad de todos los servicios de combustibles por considerarla inconstitucional.

Populares de la sección