Obama, su despedida entre lágrimas y una defensa de su gobierno

Dijo que el país está "más fuerte" ahora que hace ocho años

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, formuló este martes -por momentos entre lágrimas de agradecimiento a su familia- su último discurso como presidente de EEUU. Allí hizo un dramático llamado a la unión "más allá de las diferencias" de los estadounidenses, en su último mensaje a la nación antes de pasar el mando a su sucesor, Donald Trump, el 20 de enero.

Obama dijo que el país estaba ahora "más fuerte" que hace ocho años, cuando llegó al poder, y aunque aseguró que la sociedad había mejorado las relaciones raciales, admitió que el tema sigue siendo una "fuerza divisiva" entre los estadounidenses.

El presidente dijo que negar al cambio climático es "traicionar futuras generaciones".

Obama presumió también que ninguna organización terrorista extranjera ha logrado ejecutar un atentado en el país durante sus ocho años en la Casa Blanca y aseguró que el grupo yihadista Estado Islámico (EI) "será destruido".

"Aunque Boston, Orlando o San Bernardino nos recuerdan lo peligrosa que puede ser la radicalización, nuestros agentes están más atentos y son más efectivos que nunca", afirmó Obama durante su último discurso como presidente, pronunciado ante 20.000 personas en Chicago.

Reconoció también que, pese al carácter histórico que representó su elección como primer mandatario afroamericano de EE.UU., el racismo sigue vivo en el país y queda "más trabajo por hacer" para eliminar los prejuicios contra las minorías y los inmigrantes.

"Después de mi elección, se habló mucho de un Estados Unidos posracial. Esa visión, aunque bienintencionada, nunca fue realista. Porque la raza sigue siendo una fuerza potente y a menudo divisoria en nuestra sociedad", dijo Obama en su último discurso como presidente de Estados Unidos, pronunciado en Chicago, la ciudad donde dio el salto a la política

Obama también reafirmó su compromiso con una transferencia de poder "pacífica", como ya transmitió en su momento a su sucesor en la Casa Blanca, Donald Trump.

"Depende de todos nosotros asegurarnos de que nuestro Gobierno pueda ayudarnos a acometer los muchos desafíos que todavía enfrentamos", subrayó Obama en el centro de convenciones McCormick Place de Chicago.


Fuente: AFP y EFE

Populares de la sección

Comentarios